Hace algo más de un mes y medio te anunciábamos que Ford no contempla un nuevo Focus RS debido a los estándares de emisiones, una noticia que sentaba como un jarro de agua fría a los fans de este modelo y a los que seguimos el segmento de los compactos deportivos. Sin embargo, desde el Reino Unido nos llega una alternativa que podría cubrir parcialmente la ausencia de un Focus RS, el Ford Focus ST de Mountune.

PRUEBA: Ford Focus RS 2017

El preparador británico ha dotado al nuevo Ford Focus ST (prueba) de un incremento de potencia como parte del paquete m330. Este paquete afecta directamente al rendimiento del motor 2.3 EcoBoost de cuatro cilindros que, de fábrica, entrega unos respetables 280 CV de potencia y 420 Nm de par motor. Ahora, Mountune te permite elevar estas cifras en 50 CV y 95 Nm de par, además de poder calibrarla a tu gusto desde un smartphone.

El Ford Focus ST de Mountune tiene 330 CV de potencia

Ford Focus ST Mountune

El resultado son unos respetables 330 CV de potencia y 515 Nm de par motor, unas cifras que elevaría al compacto deportivo de Ford por encima de rivales directos como el Renault Mégane RS Trophy (prueba) o el Honda Civic Type R (prueba), por mencionar unos pocos. Entre las mejoras aplicadas directamente sobre la electrónica del coche se encuentra el punta-tacón automático y una banda sonora de escape mejorada con dosis extra de explosiones.

Estas mismas mejoras se aplican también sobre el Ford Fiesta ST (prueba) y se pueden calibrar a gusto del consumidor directamente desde la app móvil mTune SMARTflash y de un interfaz Bluetooth que se conecta al puerto OBD del vehículo. Además, el Ford Focus ST de Mountune recibirá las últimas actualizaciones del preparador británico directamente al smartphone, para que el cliente pueda tener en su coche los últimos ajustes desarrollados por Mountune.

Ford Focus ST Mountune

El paquete m330 de Mountune para el Focus ST se puede ajustar en tres apartados diferentes: Performance, que ofrece la máxima potencia junto a un sistema Launch Control y a un sonido de escape más acusado en los modos Sport/Track; Stock Performance, que devuelve los valores de fábrica al vehículo; y Anti-Theft (antirrobo), que inmoviliza completamente el coche.

Las mejoras del preparador británico se completan con un filtro de aire de alto flujo para el motor de cuatro cilindros EcoBoost. En cuanto al precio, Mountune te cobrará 599 libras impuestos (672 euros) por todas las mejoras, lo que equivale a unas 700 libras esterlinas (786 euros) una vez sumados los impuestos.

Dejar respuesta

Por favor, introduce tu comentario
Please enter your name here

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.