La oferta de vehículos comerciales se sube al carro de la electrificación. La llegada del nuevo límite medio de emisiones de 95 gr/km de CO2 y los compromisos a los que están llegando los fabricantes para ofrecer una cartera de productos cada vez más ‘limpia’, implica que el foco de atención también ilumine al segmento de los comerciales. Hoy descubro una interesante alternativa para empresas comprometidas con el cuidado del medio ambiente en la prueba del Ford Transit Custom Plug-in Hybrid.

Ford innova e introduce en el segmento de las furgonetas de una tonelada la tecnología híbrida enchufable. Hace apenas unos meses fue revelada esta nueva variante, la cual está disponible tanto en versión comercial Transit como el destinada al transporte de pasajeros Tourneo. Este gran paso en el desarrollo de los vehículos comerciales le ha servido a Ford para obtener el codiciado título ‘International Van of the Year 2020’, acompañado del ‘International Pick-up Award 2020’, que en este caso se ha llevado el Ford Ranger (prueba).

¿Qué hace especial al Ford Transit Custom Plug-in Hybrid?

Prueba Ford Transit Custom Plug-in Hybrid

En esencia, su sistema de propulsión híbrido enchufable. A diferencia del resto de modelos con esta configuración, el Ford Transit Custom y Tourneo Custom Plug-in Hybrid están impulsados exclusivamente por energía eléctrica, a pesar de equipar un motor 1.0 EcoBoost de gasolina. La mecánica de combustión interna no está conectada físicamente a las ruedas del vehículo, si no que actúa como un Range Extender (generador) que provee de electricidad a la batería para prolongar la autonomía combinada hasta los 500 kilómetros (datos del NEDC).

Esta configuración es similar a la que equipan modelos como el BMW i3 REX (prueba), donde el motor eléctrico, alimentado por una batería de iones de litio de 13,6 kWh, se encarga de mover el Ford Transit Custom Plug-in Hybrid de la prueba, mientras que el motor de gasolina con 125 CV tiene la misión de generar electricidad que recargue la batería y permita al a furgoneta híbrida enchufable de Ford, obtener un rango de autonomía suficiente para muchos profesionales.

Prueba Ford Transit Custom Plug-in Hybrid

A su vez, el Transit y Tourneo Custom Plug-in Hybrid se pueden conectar mediante un punto de carga ubicado en la parte delantera izquierda del parachoques a la red eléctrica. De este modo, la furgoneta electrificada puede obtener hasta 56 km de autonomía en modo totalmente eléctrico, según datos del anterior ciclo de homologación NEDC. La batería se puede cargar desde una fuente de alimentación doméstica de 240 voltios y 10 amperios en 4,3 horas, tiempo que se puede reducir hasta las 2,7 horas si se elige un cargador comercial para vehículos de tipo 2 CA.

Ford Transit Custom Nugget 2020: nuevo motor y conexión Wi-Fi

Según datos del nuevo ciclo de homologación WLTP, el Transit Custom PHEV registra unas emisiones de CO2 de 70 gr/km y un consumo medio de solo 3,1 litros a los 100 km, así como una autonomía máxima en modo eléctrico de 48,8 kilómetros. Mientras tanto, el Tourneo Custom híbrido enchufable registra unas emisiones de 81 gr/km y un consumo medio de 3,6 l/100 km con un rango de autonomía máximo de 50,4 km.

Cuatro modos de conducción

Prueba Ford Transit Custom Plug-in Hybrid

Como ya ocurre con otros coches eléctricos, el Ford Transit Custom Plug-in Hybrid que he probado dispone de cuatro modos de conducción diferentes, que son clave para lograr una mayor eficiencia en el ahorro de combustible y hacer un uso responsable del vehículo en términos de emisiones en ciclos urbanos. Seleccionables a través de un botón ubicado a la derecha del volante, sobre el salpicadero, puedes elegir entre:

  • EV Auto: este modo proporciona la combinación óptima de rendimiento y eficiencia. Se encarga de controlar los niveles de energía de la batería y, en función del tipo de conducción que hagamos en ese momento, selecciona libremente si activa o no el motor de combustión para regenerar el nivel de carga.
  • EV Now: da prioridad al uso de la energía de la batería almacenada para una conducción sin emisiones, desactivando el extensor de autonomía hasta que el nivel de carga se encuentra al mínimo nivel.
  • EV Later: activa el motor de gasolina y aprovecha la carga regenerativa para mantener los niveles de carga de la batería. De este modo, el conductor dispone de carga suficiente para circular sin emisiones más tarde.
  • EV Charge: utiliza el extensor de autonomía para alimentar el vehículo y recargar la batería. Está diseñado para forzar la carga, haciendo que el motor EcoBoost trabaje en un rango de revoluciones entre 1.800 y 4.500 rpm, en función del nivel de la batería.

Prueba Ford Transit Custom Plug-in Hybrid

Además de obtener energía para recargar la batería a través del motor de gasolina, el Transit Custom y el Tourneo Custom Plug-in Hybrid hacen uso de otras dos tecnologías bien implementadas para recuperar electricidad. La primera es la frenada regenerativa, donde el vehículo aprovecha la energía que se genera durante la frenada para alimentar la batería; y la segunda aprovecha la energía cinética generada mediante la retención que ofrece el motor eléctrico cuando levantamos el pie del acelerador. Esta retención es más acusada aún cuando pasamos la palanca de cambios a L (Low), donde el motor genera tanta retención que es posible detener el vehículo sin pesar el freno.

Prueba del Ford Transit Custom Plug-in Hybrid

Si has leído mis últimas pruebas, una de las cosas que me gustan de un coche eléctrico es que siga pareciendo un coche. Es habitual que los diseñadores se dejen llevar por la emoción de estar creando un vehículo avanzado y añadan elementos superfluos y futuristas que conviertan el vehículo en una especie de nave espacial con ruedas. Y como un buen fanático de los coches, te diré que este es uno de los puntos destacados en el Ford Transit Custom Plug-in Hybrid que he probado.

Prueba Ford Transit Custom Plug-in Hybrid

Tan solo una trampilla que oculta el punto de recarga en el extremo izquierdo del parachoques delantero, y una placa donde se puede leer ‘Plug-in Hybrid’ en el portón trasero, son los elementos que diferencian al Transit Custom Plug-in Hybrid del resto de variantes con motores convencionales. El interior sigue la misma tónica, aunque con cambios más profundos como un cuadro de instrumentos rediseñado donde el medidor de temperatura del líquido refrigerante ahora indica el nivel de batería, un ordenador de a bordo con indicaciones específicas para el sistema híbrido enchufable y un cuentarrevoluciones que desaparece en favor de un nuevo medidor de potencia y recarga.

PRUEBA: KIA e-Niro 64 kWh 204 CV

Dos veces son necesarias girar la llave en el contacto para poner en marcha el sistema de propulsión. La aguja se ubicará en posición ‘Ready’ y un completo juego de luces, testigos y pantallas cobrarán vida. No hay rastro de ruido ni vibraciones generadas por un motor de combustión interna, no al menos en el modo EV Auto, siempre y cuando tengamos suficiente nivel de carga en la batería. La palanca de cambios que gestiona la transmisión automática de una sola velocidad (para el motor eléctrico, no el de gasolina) es idéntica, pero ofrece una nueva función cuando la ubicas en posición L (más adelante te cuento).

Silenciosa, eficiente y con etiqueta 0 Emisiones

Prueba Ford Transit Custom Plug-in Hybrid

El motor eléctrico tiene una potencia de 126 CV y un par motor máximo e instantáneo de 355 Nm, cifras que son más que suficientes para mover con soltura el Ford Transit Custom Plug-in Hybrid. Además, conserva 1.130 kilogramos de carga útil neta y un volumen de carga de 6.0 m3, gracias a un paquete de baterías compacto que ha sido ubicado debajo del suelo para no sacrificar la capacidad de carga de un vehículo comercial destinado a profesionales.

La conducción es similar a la de un turismo, salvando las distancias en lo que respecta a su tamaño. Tiene un puesto de conducción elevado al que se accede fácilmente, una cabina espaciosa y silenciosa, y un gran confort de marcha, características que buscan las empresas en este tipo de vehículos.

Prueba Ford Transit Custom Plug-in Hybrid

Circulando en el modo de conducción EV Auto, no te preocuparás por la autonomía eléctrica, aunque tendrás que escuchar asiduamente el motor de gasolina trabajando para regenerar la batería, lo cual, unido a un régimen variable de revoluciones que se acentúa más o menos en función del uso que estemos haciendo del acelerador, es posible que se reduzca algo ese confort de marcha del que te hablaba en el párrafo anterior.

Un coche híbrido enchufable (al igual que uno eléctrico) requiere de una planificación previa, o al menos que seas algo meticuloso a la hora de organizar tu viaje. Ford ha diseñado los Transit Custom y Tourneo Custom Plug-in Hybrid para empresas que hagan un uso moderado del vehículo, de ahí su autonomía de hasta 500 km, con sus alrededor de 50 km de rango eléctrico. Y es aquí donde entran en juego los modos de conducción seleccionables que garantizarán que hagas un uso eficiente de la conducción sin emisiones.

Prueba Ford Transit Custom Plug-in Hybrid

Los desplazamientos por autopista o carretera deben realizarse en el modo EV Later, lo que aumentará el consumo de gasolina, pero te permitirá que, una vez te adentres en el núcleo urbano, puedas circular en modo eléctrico sin preocupaciones. Además, los sistemas de regeneración de energía te ayudan a que la batería se mantenga con carga suficiente en todo momento, especialmente con el sistema de retención del motor eléctrico.

Este sistema permite al motor eléctrico aprovechar la energía cinética generada cuando deceleramos y convertirla en electricidad que se almacena en la batería. Esta opción es muy útil cuando circulamos por entornos urbanos con continuos arranques y paradas, o para ayudar a los frenos cuando descendemos por carreteras o autopistas con desnivel. Además, las luces de freno se activan para alertar a otros conductores que estamos decelerando, mientras que el ahorro en costes se dispara, ya que reducimos el uso de los frenos convencionales con el menor desgaste en discos y pastillas que ello conlleva.

Prueba Ford Transit Custom Plug-in Hybrid

Toda esta tecnología trabajando al unísono convierte a los Transit Custom y Tourneo Custom Plug-in Hybrid en una solución inteligente para determinados empresarios que desarrollan sus negocios y actividades comerciales específicamente por ciudad y sus alrededores, sin miedo a no disponer de autonomía suficiente si, puntualmente, deciden salir a carretera y recorrer kilómetros para visitar a un cliente o entregar una mercancía.

Totalmente equipada para tu negocio

La Ford Transit Custom Plug-in Hybrid que he podido probar está disponible en una única variante L1 H1, con chasis Van o Kombi. El modelo Van está disponible, a su vez, en una selección de series Base, Trend y Limited. Equipa elementos como el aire acondicionado y parabrisas calefactados, así como un sistema de infoentretenimiento Ford SYNC 3 con pantalla táctil de ocho pulgadas y control por voz.

Prueba Ford Transit Custom Plug-in Hybrid

A su vez, el módem integrado FordPass Connect permite a las empresas optimizar la productividad y el uso de los vehículos mediante soluciones como los nuevos Ford Telematics y Ford Data Services, que llegarán a finales de este año, y la nueva aplicación FordPass Pro de gestión de flotas. Este módulo, al mismo tiempo, capturar información cifrada sobre el funcionamiento eléctrico dentro de zonas geoperimetradas, cambiando automáticamente a modo EV Now cuando entra en dicha zona, o en un área geoperimetral especificada por el usuario.

PRUEBA: SEAT Mii electric

La seguridad es importante en el trabajo, por lo que el Transit Custom Plug-in Hybrid hace uso de asistentes a la conducción como el asistente de estacionamiento activo y la alerta de mantenimiento de carril, apoyadas por una dirección asistida eléctrica optimizada para su uso en ciudad. De manera opcional, los clientes del Transit Custom podrán disponer de los siguientes paquetes de equipamiento:

  • Paquete Visión
  • Paquete Visión Trend
  • Paquete Alerta y Asistente de Cambio de Carril
  • Paquete Control de Crucero Adaptativo
  • Paquete SYNC 3 con Limitador de Velocidad inteligente
  • Paquete Cool Kombi

Tras poner a prueba el Ford Transit Custom Plug-in Hybrid, los profesionales que quieran dar un paso más en hacia el coche 100% eléctrico tienen a su disposición una alternativa inteligente, desarrollada para las ciudades del mañana y las empresas del presente. Ford ofrece esta variante híbrida enchufable de su furgoneta comercial y de pasajeros con 8 años de garantía o 160.000 kilómetros, incluyendo además el paquete de baterías, lo que añade un extra de tranquilidad para el empresario que se preocupa por el estado de su flota de vehículos.

Prueba Ford Transit Custom Plug-in Hybrid

Ficha técnica Ford Transit Custom Plug-in Hybrid
Motor Eléctrico
MotorSíncrono trifásico con imán permanente
Potencia máxima126 CV
Par máximo355 Nm
Motor Combustión
Motor999 cc, 3 cilindros (gasolina)
Potencia máxima125 CV
Par máximo170 Nm
TransmisiónCaja de cambiosAutomática, 1 velocidad
TracciónTrasera
SuspensiónDelanteraTipo McPherson, resorte helicoidal, barra estabilizadora
TraseraLáminas de ballesta, amortiguadores
DimensionesLongitud4.973 mm
Anchura2.272 mm
Altura2.000 mm
Distancia entre ejes2.933 mm
AlimentaciónBateríaIon-litio, 13,6 kWh
PesoPeso2.195 kg
PrestacionesVelocidad máxima120 km/h
Aceleración 0-100 km/hN.d.
Consumos WLTPUrbanoN.d.
ExtraurbanoN.d.
Combinado3,1 litros/100 km
EmisionesEmisión CO270 g/km
AutonomíaAutonomía eléctricaHasta 48,8 km
PrecioPrecio finalN.d.

Dejar respuesta

Por favor, introduce tu comentario
Please enter your name here

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.