Toyota y KINTO, la marca de servicios de movilidad de la firma nipona, han introducido una nueva versión del Toyota GR Yaris que de momento solo está disponible en Japón. Se llama Toyota GR Yaris Morizo Selection y destaca principalmente porque podrá recibir actualizaciones de software con las que podrá adaptarse mejor al estilo de conducción del propietario.

Walter Röhrl da su opinión tras probar el Toyota GR Yaris

La idea de Toyota y KINTO es la de aprovechar la experiencia adquirida en competición con el equipo ROOKIE Racing. Esta es una formación privada en la que participan pilotos de toda clase, entre los que se encuentra el propio Akio Toyoda (presidente de Toyota), que corre como Morizo, su nombre de guerra cuando se enfunda el mono de carreras. Compiten en campeonatos de resistencia como las Super Taikyu Series japonesas con el GR Yaris (prueba), pero también con unidades del GR Supra (prueba) o con el nuevo Corolla con motor de hidrógeno.

La participación en esta serie les ha permitido introducir constantes mejoras de software basadas en el análisis de los datos de conducción y en los comentarios de los diferentes pilotos. Unas actualizaciones que se personalizan para cada corredor en función de su opinión para que tengan un mayor control sobre la evolución del coche. Y precisamente esta tecnología es la que han decidido trasladar a la calle con el Toyota GR Yaris Morizo Selection.

Adaptarse al conductor con actualizaciones de software

Toyota GR Yaris Morizo Selection interior

La intención que tienen Toyota y KINTO  es la de ofrecer un valor añadido, que los beneficios del cliente no terminen al adherirse a este programa de suscripción del GR Yaris Morizo Selection. En este caso consiste en realizar mejoras de software que se llevarán a cabo en los concesionarios de Toyota a partir de la primavera de 2022. Unas actualizaciones que en la mayor parte de los casos estarán incluidas en la cuota mensual, aunque algunos de estos servicios supondrán un coste adicional.

El plan incluye la instalación de la últimas versiones de software para optimizar el rendimiento del vehículo tanto en término de prestaciones como de maniobrabilidad o frenada. Además, empleando un sistema de análisis de datos con el que estudiar la forma de conducir del usuario, podrán personalizar este software para lograr “automóviles que evolucionen en sintonía con las personas”.

Toyota GR Yaris Morizo Selection parabrisas

Pero los beneficios no terminan en la electrónica. Porque el Toyota GR Yaris Morizo Selection también presenta pequeñas modificaciones con respecto al modelo normal. Está basado en el acabado GR Yaris RZ High Performance, conocido en España como RZ Circuit Pack, que incorpora de serie elementos como los diferenciales Torsen, los neumáticos Michelin Pilot Sport 4S o las llantas forjadas BBS. Sobre este añade una serie de cambios estéticos sutiles.

Así es el Toyota GR Yaris Morizo Selection

Toyota GR Yaris Morizo Selection muelle amortiguador

Por fuera, los cambios se centran en el parabrisas -que incorpora la firma del presidente de Toyota en una esquina, como ya sucedió con la edición especial de lanzamiento del GR Yaris en Japón-, en la pequeña inscripción con la leyenda “ROOKIE Racing” ubicada en el embellecedor central de las llantas o en los colores de los muelles y amortiguadores, que lucen los tonos oficiales del equipo de competición. La carrocería está disponible en blanco perlado, rojo o negro.

Los colores de ROOKIE Racing también están presentes en el interior en elementos como las costuras de los asientos, del freno de mano o del fuelle de la palanca de cambios, además de en un adorno ubicado junto al climatizador. En el habitáculo también hay múltiples detalles con la inscripción “ROOKIE Racing”, como en la moldura de los mandos de los elevalunas o los bordados de los reposacabezas delanteros.

Toyota GR Yaris Morizo Selection asientos

El Toyota GR Yaris Morizo Selection está disponible en Japón a través de KINTO con un programa de suscripción que será puesto a prueba primero con clientes que quieran colaborar en el proyecto. El contrato, de tres años de duración, implica el pago de una cuota mensual que parte de 54.340 yenes al mes -el equivalente a unos 407 euros- e incluye los costes de mantenimiento o del seguro.

Dejar respuesta

Por favor, introduce tu comentario
Please enter your name here

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.