La marca francesa ha presentado el Renault Mégane E-TECH Plug-in aprovechando la introducción de la renovada gama del Renault Mégane 2020. Se trata de la primera versión del Mégane dotada de un sistema de propulsión híbrido enchufable. Un esquema idéntico al visto en el Renault Captur E-Tech Plug-in Hybrid, con 160 CV de potencia total combinada y una autonomía de hasta 50 km en modo eléctrico.

PRUEBA: Renault Captur 2020

El nuevo Renault Mégane E-TECH Plug-in se ofrecerá inicialmente asociado exclusivamente a la carrocería familiar, denominada Sport Tourer. Eso sí, más adelante el Mégane híbrido enchufable también estará disponible con la carrocería de cinco puertas convencional, llamada berlina por Renault. Estéticamente, presenta los mismos cambios vistos en el resto de la renovada gama.

El sistema de propulsión del Renault Mégane E-TECH Plug-in

Renault Mégane E-TECH Plug-in delantera

El nuevo Mégane E-TECH Plug-in está dotado de un innovador sistema de propulsión compuesto por un motor 1.6 de gasolina, dos motores eléctricos y una batería con una capacidad de 9,8 kWh. Según la marca, la capacidad del maletero no se ve alterada por la batería pero sí por la presencia de los cables de carga, que disminuyen el volumen mínimo hasta 434 litros y el máximo hasta los 1.247 litros (unos 80 menos que un Mégane Sport Tourer normal).

Según informa la marca, el sistema híbrido enchufable del Renault Mégane E-TECH Plug-in es objeto de más de 150 patentes y se beneficia de la experiencia de la escudería de Fórmula 1. Emplea soluciones innovadoras, como una caja de cambios “crabot” que no emplea un embrague. Son los motores eléctricos los que se encargan de igualar la velocidad de giro del motor de combustión interna y de los engranajes de la transmisión, siendo también los encargados de poner en movimiento siempre el coche al salir desde parado.

Renault Mégane E-TECH Plug-in interior

Puede circular a velocidades de hasta 135 km/h en modo eléctrico y con esa batería de 9,8 kWh de capacidad, anuncia una autonomía de 50 km en ciclo mixto y de hasta 65 km en entorno urbano. Esta se puede recargar mediante una toma de corriente situada en el lado opuesto al depósito de carburante. El Mégane E-TECH Plug-in ofrece tres modos de conducción a través del sistema Multi-Sense.

Estos son seleccionables a través de la pantalla del sistema multimedia y por un botón específico ubicado en el salpicadero. En el primero de ellos, llamado ‘Pure’, el sistema funciona en modo eléctrico siempre que la batería tenga reservas suficientes. El segundo, llamado MySense, opera como un híbrido e incluye la función ‘E-Save’ que permite conservar la carga de la batería para más adelante. Por último, el modo ‘Sport’ busca sacar el máximo partido a los tres motores (dos eléctricos y uno térmico) del coche.

Dejar respuesta

Por favor, introduce tu comentario
Please enter your name here

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.