No me voy a andar con rodeos, el Porsche Cayenne 2018 que he probado es en mi opinión el mejor SUV que hay actualmente a la venta. Por su comportamiento, por sus prestaciones, por su espectacular y tecnológico interior, este modelo se convierte en el modelo a batir en el segmento. Y eso es mucho decir, habida cuenta de la cantidad y calidad de los vehículos que pelean aquí.

PRUEBA: Porsche Panamera Sport Turismo

Porque el Cayenne 2018 que pruebo tiene que medirse frente a coches como el Audi Q7 (prueba), el BMW X6 (prueba) o el Mercedes GLE. Asentado sobre la misma plataforma que da vida al modelo de los cuatro aros (además de al Urus y Bentley Bentayga, que ya probamos), mantiene la esencia de sus predecesores pero mejora en prácticamente todos los apartados medibles. Se trata de la tercera generación del modelo que provocó un auténtico terremoto cuando salió a la venta a comienzos de la década pasada.

El Porsche Cayenne 2018 es una evolución más que revolución

Porsche Cayenne 2018 trasera

Es imposible no acordarse de lo que supuso la llegada de primer Porsche Cayenne de la saga. Un SUV que verdaderamente cumplía con lo que significan estas tres letras: ofrecía un comportamiento ágil y deportivo en toda situación y todo ello sin dejar de resultar práctico. Brillaba en campo, también en carretera y ofrecía unas prestaciones que aún hoy impresionan.

Desde entonces, Porsche, al igual que lleva haciendo más de medio siglo con el icónico Porsche 911, lo ha ido mejorando hasta llegar al Cayenne 2018 que he probado. Por eso dicen que más que una revolución, este todocamino es una evolución de los que ya conocíamos. Ojo, que eso no significa que comparta piezas con sus antecesores, porque no es así: es un modelo nuevo de arriba abajo.

Porsche Cayenne 2018 lateral

Ya sabemos que el hecho de que algo funcione muy bien no significa que no se pueda mejorar y esto es aplicable al Porsche Cayenne. A nivel estético no supone un gran cambio, especialmente en el frontal, con un diseño que imita las características del icónico 911. En la zaga, sin embargo, sí se notan mucho más las novedades, con unos elaborados pilotos que recuerdan a los de la berlina de la marca (aquí tienes la prueba del Panamera Turbo S e-Hybrid).

Metro en mano, el Porsche Cayenne 2018 resulta 63 mm más largo que su predecesor, 9 mm más bajo y 23 mm más ancho. A pesar del significativo incremento en la longitud, visto desde fuera no se nota prácticamente nada gracias a que es algo más bajo y ancho. De hecho, solo con mirarlo o conducirlo es difícil darse cuenta de que estás ante un vehículo que acaricia los cinco metros de largo (al menos hasta que circulas por carreteras estrechas o tratas de estacionarlo, aunque los diferentes sistemas de asistencia que puede montar facilitan esta operación).

Porsche Cayenne 2018 piloto trasero

Pero aunque por fuera no cambie significativamente, sí que lo hace y mucho por dentro, tanto en el habitáculo como a nivel de chasis. Gracias al empleo de una nueva plataforma, puede equipar elementos como unas barras estabilizadoras activas que actúan mediante un sistema electromecánico de 48 V o montar el sistema de dirección a las cuatro ruedas.

Además, es hasta 65 kilogramos más ligero que antes gracias al uso del aluminio en su construcción. En cuanto a los frenos, a los que tradicionalmente podía montar hasta ahora (los de acero y los costosos carbonocerámicos -10.194 euros-), esta generación añade otra opción más. Se trata de unos discos de acero recubiertos con una finísima pero resistente capa de carburo de tungsteno.

Gracias a ese recubrimiento, incrementa los valores de fricción y por tanto, la potencia de frenada. Y lo mejor es que cuestan una fracción que los de carbono -3.393 euros-, no producen residuos (por eso llevan la pinza pintada en blanco, para demostrar que no ensucian) y prolongan la vida útil en un 50% en comparación con los de acero.

Un habitáculo que aúna tradición, lujo y mucha tecnología

Porsche Cayenne 2018 interior

En el interior, hay una mezcla de tradición, lujo y tecnología. La gran pantalla de 12,3” domina el salpicadero con un funcionamiento fluido e intuitivo y debajo de esta, se sitúa un nuevo panel que reemplaza por pulsadores táctiles los anteriores y numerosos botones. Tampoco debo olvidarme del cuadro de mandos, que cuenta con dos pantallas de alta definición y 7 pulgadas que se ubican a los lados del tradicional tacómetro analógico.

Esta disposición es de serie en toda la gama. En lo referente al equipamiento, hay que destacar que por primera vez puede contar con sistemas como la visión nocturna, la ayuda de mantenimiento en carril, el reconocimiento de las señales de tráfico, el asistente de cambio de carril, el de atascos, el de estacionamiento… Y esto es solo el principio, pues más adelante el Cayenne 2018 recibirá todavía más tecnología con la que, por ejemplo, será capaz de aparcar sin que haya nadie en el asiento del conductor.

Porsche Cayenne 2018 asientos traseros

Destaca también su maletero, que alcanza los 770 litros de capacidad, 100 más que antes. Me ha gustado el hecho de que puedas desplazar longitudinalmente la segunda fila de asientos, lo que te permite aumentar la capacidad de carga o el espacio para los ocupantes en función de las necesidades. Y si abates los asientos traseros, el volumen alcanza unos importantes 1.710 litros.

La calidad general es muy alta. Todas las superficies que puedes tocar con las manos son muy agradables al tacto y en la mayor parte de los casos, están tapizadas con cuero. Aunque comparta plataforma con el SUV más grande de Audi, sentado en el interior no hay nada que te indique que esto sea así: todo es específico de este modelo o proveniente de otros vehículos de Porsche.

Prueba del Porsche Cayenne 2018: el ‘básico’ cuenta ahora con 340 CV

Porsche Cayenne 2018 zaga

Sí, el Porsche Cayenne básico desarrolla ahora la misma potencia que entregaba el Cayenne S de primera generación con motor 4.8 V8 atmosférico. Y no solo eso, es que además pesa 260 kg menos que este último, por lo que la relación entre peso y potencia se queda en unos llamativos 5,8 kg/CV frente a los 6,6 kg/CV del primer Cayenne S. Todo esto se traduce en unas prestaciones sorprendentes con una contundente reducción en el gasto de combustible y de emisiones contaminantes.

El motor del Porsche Cayenne básico es un bloque 3.0 V6 turbo de origen Audi, una motorización que produce 340 CV y 450 Nm. Con estos datos y en combinación con el paquete opcional Sport Chrono, es capaz de acelerar de 0 a 100 km/h en 5,9 segundos y de alcanzar hasta 245 km/h. La caja de cambios, como en sus hermanos de gama, es una automática de ocho velocidades con convertidor de par que trabaja en asociación con un sistema de tracción capaz de variar a voluntad el reparto de potencia entre ambos ejes.

Porsche Cayenne 2018 puesto conducción

El que piense que el Porsche Cayenne es más interesante en versión S o Turbo, se equivoca. Puede que el S sea el más equilibrado, al menos en mi opinión, pero el de acceso a la gama tiene potencia más que de sobra para circular a ritmos muy elevados. No he echado en falta más rendimiento en ningún momento: acelera algo más lento que sus hermanos, pero bajo ningún parámetro se puede decir que sea lento.

A todo esto hay que sumar su precio, que arranca en 87.579 euros. Es decir, cuesta prácticamente 20.000 euros menos que el Cayenne S de 440 CV, dinero que yo destinaría en su lugar al largo listado de equipamiento opción. En cuanto a los consumos, lamentablemente no puedo dar un dato fiable porque solo pude conducirlo durante un centenar de kilómetros en los que, como imaginarás, preferí explotar todo el potencial del motor. En cualquier caso, el dato oficial es de 9 l/100km.

Prueba del Porsche Cayenne S 2018: el más equilibrado de la gama

Porsche Cayenne S 2018 trasera

Está claro que la opción más lógica es el Cayenne normal, pero a mí el que más me ha gustado ha sido el Porsche Cayenne S 2018 que he conducido. Recurre a un bloque 2.9 V6 biturbo, también de origen Audi, que genera una potencia de 440 CV y un par de 550 Nm. Esta versión, cuando está equipada con el paquete Sport Chrono, puede pasar de 0 a 100 km/h en 4,9 segundos y alcanzar una punta de 265 km/h. El consumo medio queda fijado en 9,2l/100km mientras que su precio base es de 107.127 euros.

Es el que más me ha gustado porque no llega a ser tan ‘endiabladamente’ veloz como el Cayenne Turbo, que es tan rápido que en cuestión de segundos puedes acabar metiéndote en problemas muy serios. El Cayenne S es muy rápido, suena muy bien y gasta menos combustible que el Turbo y no solo porque su motor sea más pequeño, es que también pesa 155 kg menos.

Porsche Cayenne S 2018 campo

La unidad del Cayenne S 2018 que he probado equipaba la suspensión neumática con tres cámaras -2.436 euros-, el sistema de dirección a las cuatro ruedas -2.334 euros- y el equipo de estabilizadoras activas -3.733 euros-. La combinación de estos elementos, junto con su eficaz sistema de tracción a las cuatro ruedas, hacen de este SUV un automóvil verdaderamente sorprendente. No te esperas que un coche de más de 2.000 kg en orden de marcha gire, frene y acelere como lo hace este modelo.

El balanceo de la carrocería es imperceptible y los cambios de dirección se realizan con suma facilidad. Las curvas lentas no son un problema para él, aunque eso sí, siempre que entres en ellas a la velocidad adecuada. Y esto no siempre es fácil, porque como digo, corre mucho y el excelente aislamiento del habitáculo provoca que al final siempre acabes circulando más rápido de lo que crees. Esto último es todavía más evidente en el Cayenne Turbo, como verás a continuación.

Prueba del Porsche Cayenne Turbo 2018: un ‘cohete’ para viajar con la familia

Porsche Cayenne Turbo 2018 trasera

Tengo que reconocer que el Porsche Cayenne Turbo 2018 me ha dejado abrumado. Ya había tenido oportunidad de conducir a sus predecesores, incluso en versión Turbo S, pero te garantizo que el nuevo es todavía más veloz. Bajo su enorme capó encontramos un bloque 4.0 V8 biturbo desarrollado por Porsche. Este mismo motor es el artífice de que modelos como el Audi RS7 Sportback (prueba) sean tan increíblemente rápidos.

En este caso produce 550 CV de potencia y 770 Nm de par, con los que es capaz de acelerar de 0 a 100 km/h en tan solo 3,9 segundos (equipado con el paquete Sport Chrono, que cuesta en todos los casos 1.248 euros). La velocidad máxima, por su parte, se sitúa en 286 km/h. De todos los SUV del mercado, tan solo un puñado pueden hacerle frente en este sentido: el X5 y X6 M, los Bentayga/Urus, el Jeep Grand Cherokee SRT Trackhawk (prueba) o el Tesla Model X P100D (prueba).

Para poner sus cifras en perspectiva, decirte que este vehículo de 2.175 kg de peso acelera tan rápido como lo hacía el Porsche 911 Turbo (997) de 480 CV de potencia. Un deportivo con mayúsculas que hoy en día sigue siendo increíblemente rápido. Y este SUV es capaz de igualar sus datos de aceleración. Impresionante, ¿verdad?

Un aspecto curioso del Porsche Cayenne Turbo de la prueba es que es el primer todocamino del mundo con aerodinámica activa. Y no, no lo digo por las lamas que cubren los radiadores, comunes a todas las versiones, me refiero al alerón que monta sobre el portón del maletero. Este puede estar enrasado con el techo o elevarse hasta 80 mm para, por ejemplo, ayudar a detener el vehículo a velocidades por encima de 170 km/h.

Claro que para disfrutar de las bestiales prestaciones del Cayenne Turbo antes deberás abonar los 160.613 euros que pide Porsche por esta variante (sin equipamiento opcional). Un precio que lo aleja del alcance de la inmensa mayoría de los conductores y que lo convierte en uno de los SUV más costosos, con permiso de modelos como el Bentayga o Urus.

Ficha técnica Porsche Cayenne S 2018
Motor Cilindrada 2.894 cc
Cilindros 6 en V
Potencia Máxima 441 CV / 5.700 – 6.600 rpm
Par Máximo 550 Nm / 1.480 – 5.500 rpm
Transmisión Caja de Cambios Aut, 8 velocidades
Tracción Total
Suspensión Delantera Paralelogramo deformable, Resorte helicoidal, Barra estabilizadora
Trasera Paralelogramo deformable, Resorte helicoidal, Barra estabilizadora
Dimensiones Longitud 4.918 mm
Anchura 1.983 mm
Altura 1.696 mm
Distancia entre Ejes 2.895 mm
Alimentación Tipo de Alimentación Inyección directa, biturbo, Intercooler
Peso Peso 2.095 kg
Prestaciones Velocidad Máxima 265 km/h
Aceleración 0-100 km/h 5,2 seg
Consumos Urbano 11,8 l/100 km
Extraurbano 8,4 l/100 km
Combinado 9,4 l/100 km
Emisiones Emisión CO2 213 g/km
Precio Precio final 107.127 euros

Porsche Cayenne 2018

Porsche Cayenne S 2018

Porsche Cayenne Turbo 2018

Valoración y review
Puntación global
9
Compartir
Artículo anteriorMercedes Clase A 2018, ¡ya es oficial!
Artículo siguienteRomain Dumas será el piloto de Volkswagen para Pikes Peak 2018
Licenciado en periodismo. Crecí con una revista de coches en la mano y pensando que algún día conseguiría ser yo el que firmara los artículos. Desayuno, almuerzo, como, meriendo y ceno hablando de coches. Ahora escribo en Internet en Periodismo del Motor, pero he pasado por el papel con Motor 16 y Auto Bild 4x4. ¿Un coche? Grande, pequeño, deportivo, práctico, de tracción, de propulsión, gasolina, diésel... Me gustan todos, así que 'ponme' el que quieras.

Dejar respuesta

Por favor, introduce tu comentario
Please enter your name here