Realizar la prueba del Alfa Romeo Tonale Plug-In Hybrid Q4 es algo que me ha ayudado a comprender mejor a uno de los SUV premium más atractivos del momento. Un coche que, tras aterrizar en el mercado, llega con un nuevo sistema de propulsión para aumentar sus miras de cara a captar clientes potenciales. Y ya te aseguro que esta versión es perfecta para ello, pues cumple con las expectativas.

Ante todo, llama la atención por su diseño. Al fin y al cabo, eso pasa, y ha pasado siempre, con cualquier modelo de la firma del biscione. Pero es que el Alfa Romeo Tonale de esta prueba es mucho más que una cara bonita. Es un vehículo muy eficiente y construido con calidad. Con un comportamiento dinámico que se sale de lo común. Y además dispone de un espacio interior muy bueno, incluyendo el maletero.

El motor del Alfa Romeo Tonale híbrido enchufable

Mi compañero Raúl Salinas ya hizo hace muy poco una prueba del Alfa Romeo Tonale, a la que te recomiendo que eches un vistazo. Es precisamente por ello que en este caso me voy a centrar, primero, en el motor del Alfa Romeo Tonale híbrido enchufable. Cuenta con un sistema de propulsión formado por un motor de gasolina de 1,3 litros y 180 CV, y otro completamente eléctrico.

Prueba Alfa Romeo Tonale Plug-In Hybrid Q4

Este último entrega algo más de 120 CV, y la potencia conjunta asciende hasta los 280 CV. Lo curioso de todo es que el propulsor de combustión impulsa las ruedas del eje delantero, mientras que el eléctrico hace lo propio en el posterior. Así se obtiene un sistema de tracción total sin necesidad de un eje que cruce los bajos del vehículo desde delante hacia atrás. Creo que sabes por dónde voy, y lo veremos al analizar las plazas traseras.

La batería cuenta con 15,5 kWh de capacidad y tiene una capacidad de carga que llega hasta los 7,4 kW de potencia. En este escenario recupera el 100% de su energía, desde cero, en aproximadamente dos horas y media. Pero lo más interesante aquí es la autonomía eléctrica del Alfa Romeo Tonale híbrido enchufable: más de 80 km en ciudad y 69 en ciclo mixto.

PRUEBA: Alfa Romeo 6C 3000 CM de Juan Manuel Fangio

Es uno de los SUV con etiqueta 0 a la venta, claro. ¿El consumo medio homologado? 1,1 l/100km… con la batería llena y en los primeros 100 km. En esta prueba del Alfa Romeo Tonale híbrido enchufable no he tenido tiempo de poder comprobar con exactitud estas cifras. Por cierto, la garantía del vehículo es de cinco años. Un dato a tener en cuenta.

Alfa Romeo Tonale Plug-In Hybrid Q4: ¿cómo va en marcha?

A nivel dinámico, esta prueba del Alfa Romeo Tonale Plug-In Hybrid Q4 me ha sorprendido mucho. Para muy bien. El desempeño que han tenido los ingenieros de la firma italiano con este SUV ha sido, como mínimo, notable. El compromiso entre comodidad y agilidad es muy bueno, e incluso puedes llegar a entretenerte a sus mandos en un puerto de montaña. Disfrutar con las curvas.

Prueba Alfa Romeo Tonale Plug-In Hybrid Q4

La puesta a punto de la suspensión es firme y la posición de las baterías en la zona inferior del coche beneficia a su centro de gravedad. El resultado es un modelo muy estable, pero que a su vez también se ‘traga’ los baches y las irregularidades que se va encontrando. En este sentido, puede desempeñar a la perfección el papel de coche principal en una unidad familiar de cuatro miembros.

Ahora bien, me gustaría destacar un aspecto en especial: el tacto del freno. Normalmente, los coches con un sistema de propulsión electrificado pecan de un recorrido con ‘escalones’ o demasiado artificial. En este Tonale híbrido enchufable no se nota nada. Además, esa naturalidad se ve apoyada por la forma en la que van apareciendo en escena cualquiera de sus dos propulsores, coordinados de una manera en la que no notas el salto entre ambos.

También ayuda su reparto de pesos, del 53% delante y del 47% detrás, y de la caja de cambios. Es muy suave en las transiciones y puedes manejarla de manera secuencial. Desde las levas y desde el propio pomo. Las primeras son muy grandes y metálicas, con un tacto sobresaliente. Pero están ancladas a la columna de dirección. Me gustaría que se movieran solidariamente con el volante.

Prueba Alfa Romeo Tonale Plug-In Hybrid Q4

En lo que respecta al pomo, se sube de marcha hacia atrás y se reduce hacia adelante. Como en competición; un sistema que me parece mucho más intuitivo que al revés, como ocurre en la mayoría de fabricantes. Sigue la inercia. Por poner una pequeña pega, me gustaría que la dirección tuviera algo más de peso, pues se siente demasiado liviana y eso hace que reste un poco de ‘feeling’ al conjunto.

Sea como fuere, el Tonale Plug-In Hybrid es un coche muy equilibrado y cómodo. Su aislamiento me ha parecido muy bueno, y la visibilidad también. Sus espejos son grandes y aprovechan a la perfección una superficie acristalada que consigue una muy buena simbiosis con su aspecto exterior. El radio de giro, eso sí, podría ser algo más amplio, pero se soluciona maniobrando en los sitios más angostos con un coche que tampoco es excesivamente grande.

Un diseño espectacular

El diseño siempre ha tenido una importancia capital en cualquier Alfa Romeo, y el Tonale híbrido enchufable de esta prueba no es una excepción. Te aseguro que es capaz de girar más de un cuello a su paso, y lo hace conservando esa imagen de marca tan característica, presente igualmente en modelos como el Giulia, o en su hermano mayor, el Stelvio. Ahora bien, cada uno de ellos conserva una personalidad propia.

Prueba Alfa Romeo Tonale Plug-In Hybrid Q4

Esto es importante, pues existen multitud de marcas en las que parece que sus modelos están separados por tallas debido a la similitud estética entre todos los coches que venden. En el Tonale híbrido enchufable destaca su parrilla frontal, la clásica de Alfa Romeo, flanqueada por dos líneas horizontales que culminan en sus faros delanteros… y sin estar interrumpida por la matrícula. La firma lumínica LED es característica y resulta muy similar a la trasera. Un recurso estético notable.

Detrás, los grupos ópticos están unidos en el centro del portón. Pero si por algo llama la atención es por la finura de su carrocería. Las líneas de tensión brillan por su ausencia y esto hace que se vea tan distinguido como deportivo. Sutil, como las protecciones inferiores que incorpora casi cualquier SUV de hoy en día. El morro es largo y, personalmente, creo que las llantas que ves en las imágenes le sientan como un guante. Destacar el ‘electrobiscione’ del pilar C, que es el clásico logo de Alfa… pero electrificado y modernizado.

PRUEBA: Alfa Romeo 8C Spider

Alfa Romeo Tonale híbrido enchufable: interior, maletero y medidas

El interior del Alfa Romeo Tonale también resulta muy inspirador, especialmente en lo que respecta a su puesto de conducción. La consola central está orientada hacia el propio conductor y el volante es grueso, prácticamente redondo y está forrado en un cuero muy agradable al tacto. Tiene un diámetro perfecto y cuenta con el botón de arranque integrado en el mismo a través de un pequeño satélite.

Se puede decir que evoca deportividad por todos sus poros. La atmósfera que crea, no obstante, es minimalista y nada recargada, y cualquiera de los materiales y los ajustes que están al alcance de la mano están muy bien construidos. Me gusta mucho el pomo del cambio de marchas. Resulta ergonómico y de los de toda la vida. La pantalla de la instrumentación es de 12,3 pulgadas, y la relativa al sistema de infoentretenimiento, de 10,25.

Prueba Alfa Romeo Tonale Plug-In Hybrid Q4

La primera es configurable a través de los mandos del volante y la tocante al multimedia es la que evidencia un salto importante en los últimos años. La interfaz es intuitiva y rápida, y tiene buenos gráficos. Asimismo, dispone de conectividad con dispositivos móviles y el reconocimiento de voz de Alexa. Justo bajo la misma están los mandos físicos que se encargan de manejar el sistema de climatización. Así se evitan distracciones innecesarias.

Por su parte, todos los asientos de este Alfa Romeo Tonale híbrido enchufable son muy cómodos. En las plazas traseras quizá adultos que lleguen a los 1,90 metros de altura se agobien un poco por amplitud, pero hasta ahí no debería haber problema. Eso sí, mejor dos, pues su anchura no es suficiente como para que tres adultos de talla media no vayan demasiado ‘apretados’.

PRUEBA: Alfa Romeo SZ (1991)

No hay que olvidar que se trata de un coche con 4.528 mm de longitud, 1.841 de anchura y 1.601 de altura. En cuanto a la batalla o distancia entre ejes, llega hasta los 2.636 mm. Y con esas tiene un maletero de algo menos de 400 litros, un buen dato pero que palidece en relación al resto de versiones, pues pierde un poco más de 100 litros. No obstante, es suficiente y sus formas son regulares, su boca de carga amplísima y su altura excelente para cargar y descargar objetos.

Conclusión de la prueba del Alfa Romeo Tonale Plug-In Hybrid Q4

Considero que el Alfa Romeo Tonale Plug-In Hybrid Q4 de esta prueba supone la democratización de este modelo. La firma italiana quiere enamorar a las masas. Siempre lo ha conseguido con su diseño, de hecho. Pero se ha quedado a medio camino debido a una gama mecánica pobre, entre otras cosas. Ahora eso no le va a ocurrir, pues ha desarrollado un producto TOP.

Este Tonale es, además de muy atractivo a nivel visual, convincente por calidad. Conserva ese comportamiento dinámico tan característico de los modelos de la casa de Turín, pero lo hace con un sistema de propulsión adaptado a lo que toda marca de coches necesita a día de hoy: un SUV con etiqueta 0. El coche perfecto para una familia, cómodo para viajar y con unas muy buenas sensaciones dinámicas. En Alfa Romeo han dado en el clavo.

Prueba Alfa Romeo Tonale Plug-In Hybrid Q4

Alfa Romeo Tonale híbrido enchufable: precio

El Alfa Romeo Tonale híbrido enchufable ya está disponible y tiene un precio que arranca en 51.000 euros en el mercado español. Lo puedes escoger con dos acabados diferentes: Ti y Veloce. Aun así, ahora puedes hacerte con la versión de lanzamiento Speciale, con más equipamiento, como llantas de 20 pulgadas o pinzas de freno Brembo rojas. No obstante, en cualquiera de los casos la tracción es a las cuatro ruedas, y la transmisión, como la de la unidad de esta prueba: automática.

PRUEBA: Alfa Romeo Giulia GTAm

Ficha técnica Alfa Romeo Tonale Plug-In Hybrid Q4
Motor Cilindrada 1.332 cc
Cilindros 4
Potencia máxima 265 CV
Par máximo n.d.
Alimentación Tipo Inyección directa
Turbo e Intercooler
Transmisión Caja de Cambios Automática,
6 velocidades
Tracción Total
Suspensión Delantera McPherson
Resorte helicoidal
Barra estabilizadora
Trasera McPherson
Resorte helicoidal
Barra estabilizadora
Frenos Delanteros Discos ventilados
Traseros Discos
Dimensiones Longitud 4.528 mm
Anchura 1.841 mm
Altura 1.601 mm
Distancia entre ejes 2.636 mm
Maletero Volumen 385 litros
Peso Peso n.d.
Prestaciones Velocidad máxima 206 km/h
Aceleración 0-100 Km/h 6,2 seg
Consumo Combinado 1,1 l/100 km
Velocidad baja n.d.
Velocidad media n.d.
Velocidad alta n.d.
Velocidad muy alta n.d.
Emisiones Emisiones de CO2 26 g/km Euro 6 – Etiqueta 0 Emisiones
Autonomía Eléctrica 69 kilómetros
Precio Precio oficial Desde 51.000 euros
Valoración
Puntuación
Artículo anteriorLos coches de la Ruta del Bakalao
Artículo siguienteEl nuevo lanzamiento de Tesla no es un coche, sino un juego de vasos de tequila
Desde pequeño pasaba de todo lo que no fuera una revista de coches, un 'problema' del que aún no me he curado ¿Si me dan a elegir? Motor de gasolina delante, yo en el centro y la propulsión detrás.

Dejar respuesta

Por favor, introduce tu comentario
Please enter your name here

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.