En el Goodwood Festival of Speed 2019, como ocurre cada año, se han dado cita las últimas novedades, deportivos de renombre e iconos de la historia del automovilismo. Entre estos últimos se encontraba un Lancia Delta S4, leyenda del Grupo B, que por desgracia no tuvo la suerte de completar el ascenso a la colina.

Todo parecía ir normal en la subida pero, justo al pasar el arco de Goodwood y prepararse para encarar la curva a izquierdas, el Lancia Delta frena para acomodarse y contra todo pronóstico la trasera decide salirse de la trayectoria, haciendo que el vehículo trompee y acabe impactando contra las balas de paja.

Lancia ECV2, un demencial coche de rallye

El impacto es bastante llamativo puesto que el automóvil va a una velocidad considerable y al perder el control golpea con todo el lateral izquierdo contra la barrera, lo que hace que, siendo la carrocería de fibra, se desmonte por completo tanto el frontal (dejando a la vista la rueda de repuesto que lleva debajo) como la zaga, amén de lo deformado que se queda el mencionado lateral.

Por suerte, parece que todo el daño es superficial, y no se aprecia que el golpe haya afectado ni al chasis ni al motor o a los ejes. Así, en principio el Lancia Delta S4 podrá volver a correr después de unas cuantas horas de trabajo, un alivio ya que hubiera sido una gran perdida que este ejemplar, vestido incluso con los reconocibles colores de Martini Racing, no volviera a hacer volar sus escasos 890 kilos con su motor 1.8 tetracilíndrico turboalimentado y sobrealimentado de 500 CV de potencia.

Vídeo: un Lancia Delta S4 dándolo todo en un hillclimb

Dejar respuesta

Por favor, introduce tu comentario
Please enter your name here

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.