El Audi RS 4 Avant ABT Sportsline será una de las novedades que podremos ver en vivo y en directo en el Salón de Ginebra 2018. El afamado preparador alemán, especializado en modelos del Grupo Volkswagen, presentará en esta cita a este familiar potenciado hasta los 510 CV. Además, ABT Sportsline adelanta que este no es el límite del modelo y que tendremos más noticias al respecto durante el evento suizo.

La historia del Audi RS 4 Avant: sus cuatro generaciones

Atendiendo a sus cifras, no se puede decir que la última generación del heredero del Audi RS2 Avant (prueba) ande justo de potencia. Porque con 450 CV y 600 Nm en su configuración de fábrica, ofrece unas prestaciones hasta hace nada reservadas a verdaderos deportivos: pasa de 0 a 100 km/h en 4,1 segundos y alcanza una velocidad máxima limitada a hasta 280 km/h con el paquete opcional RS Dynamic. Pero ya sabemos que siempre hay quien quiere todavía más y para ellos han creado este RS 4 Avant ABT Sportsline.

Audi RS 4 Avant ABT Sportsline: 510 CV y tracción quattro

Audi RS 4 Avant ABT Sportsline delantera

Por ahora, la firma alemana solo ofrece un kit de potenciación para el nuevo Audi RS 4 Avant 2018. Se trata de un ‘simple’ módulo de control para el motor 2.9 V6 biturbo que ajusta permanentemente más de 25 parámetros del propulsor. Denominado ABT Engine Control (AEC), garantiza según la marca una optimización en la entrega de potencia sin poner en riesgo la integridad estructural de la mecánica.

Como resultado, el Audi RS 4 Avant ABT Sportsline pasa de 450 a 510 CV de potencia y de 600 Nm a 680 Nm. A modo de referencia, comentarte que la primera generación del modelo, el RS 4 Avant (B5), producía 380 CV y 440 Nm y este ofrece por tanto 70 CV adicionales y lo que es más impactante, 240 Nm más. Con todo, este poderoso familiar se aproxima al rendimiento del bestial Mercedes-AMG C 63 S en versión Estate o familiar, que alcanza 510 CV y 700 Nm.

Este último alcanza los 100 km/h saliendo desde parado en 4,1 segundos, el mismo dato que ofrece el RS 4 Avant de serie. Es de esperar, por tanto, que el Audi RS 4 Avant modificado por ABT rebaje esa cifra y la sitúe por debajo de la barrera de los 4 segundos. Además del kit de potenciación, ABT ofrece una suspensión más deportiva para minimizar los balanceos de la carrocería así como varias llantas de aleación de 20 pulgadas de diámetro.

Más adelante, ABT probablemente lance un paquete estético con el que aumentarán todavía más el atractivo del modelo. Y como decíamos más arriba, esos 510 CV no son el límite del motor biturbo, así que permanece atento para descubrir qué sorpresa han preparado para el la cita que tendrá lugar en Ginebra en marzo.

Dejar respuesta

Por favor, introduce tu comentario
Please enter your name here

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.