El Supercinco es la segunda generación del Renault 5 (prueba). Se produciría hasta 1996, tras haberse convertido en el coche más vendido en Francia entre 1986 y 1989, superando a su paso al Peugeot 205. Fue concebido para una clientela joven y urbana, dado su reducido tamaño. Hubo diferentes versiones y ediciones especiales a lo largo de su vida comercial, lo que incluyó algunos modelos más exclusivos como este Renault 5 Baccara de 1988 que sale a subasta el mes que viene.

A subasta un Lancia Delta HF Integrale 16V con matrícula de Madrid

El Baccara es la edición más lujosa y exquisita del Supercinco. Renault lanzó esta versión para satisfacer a una parte de la población burguesa que residía dentro de las ciudades y que no contaban con un coche de diario lo suficientemente lujoso en el que aceptar que lo vieran. En 1987 se lanza el Renault 5 Baccara, una versión especial que dotada de mayor caché al exitoso utilitario francés.

A subasta este Renault 5 Baccara de 1988

subasta Renault 5 Baccara 1988
Aguttes

Disponible con caja de cambios manual o automática, el Baccara equipaba un interior con una tapicería de cuero Connolly un completo equipamiento de serie extraído del GTS. Destacaba la dirección asistida, los elevalunas eléctricos, el cierre centralizado, las llantas de aleación y un compartimento para ropa debajo del asiento trasero. El modelo se convirtió en un éxito, lo que llevó a Renault a lanzar versiones Baccara en el R19, R21, R25 y la primera generación del Clio.

Volviendo a el Renault 5 Baccara que protagoniza estas líneas, fue adquirido nuevo en un concesionario de Melun (Francia) en noviembre de 1988. Está terminado en color negro e incluye la típica raya diplomática en bronce de los modelos Baccara en los laterales. El interior luce la tapicería de cuero beige en un “estado notable”, sin que los asientos estén “ni combados ni rotos”.

subasta Renault 5 Baccara 1988
Aguttes

Su primera y única propietaria conservó de forma meticulosa el vehículo, guardando cada documento, factura y control técnico en un archivo. Ahora, la propietaria ha decidido vender el R5 Baccara antes las continuas propuestas de compra. Se han repintado los parachoques, revestido el interior y revisado la mecánica. Acumula 103.000 kilómetros y ha seguido rigurosamente cada intervalo de mantenimiento.

El coche saldrá a subasta el próximo 12 de diciembre en Francia de la mano de Aguttes. Se espera que alcance un precio de venta estimado de entre 3.000 y 5.000 euros, lo que lo hace realmente interesante como inversión de futuro.

Fotos: Aguttes

Dejar respuesta

Por favor, introduce tu comentario
Please enter your name here

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.