Aunque, generalmente, la atención se suele centrar en el récord de vuelta para un modelo de producción o la siempre animada batalla entre los compactos de tracción delantera, lo cierto se que en Nürburgring existen diversas categorías en las cuales los fabricantes pueden establecer sus propios registros y competir con sus rivales más directos. Este es el caso del Mercedes-AMG GT 63 S, el cual ha recorrido Nürburgring en 7:27,80 y ha establecido un nuevo récord en la categoría “berlinas grandes” al mejorar el registro del Panamera.

El Jaguar XE SV Project 8 bate su propio récord en Nürburgring en 7:18.36

El pasado mes de agosto, el nuevo Porsche Panamera Turbo completó una vuelta al Infierno Verde en 7:29,81, lo que le valía para ser el más rápido de su clase. Sin embargo, Mercedes ha reclamado este título con el AMG GT 63 S y lo ha batido por 2,01 segundos. Dependiendo de cómo sea cronometrada la vuelta, el registro de Mercedes sería también de 7:23,009. Esta diferencia de casi cinco segundos la encontramos en el punto exacto en el que se mide el tiempo de vuelta.

El Mercedes-AMG GT 63 S recorre Nürburgring en 7:27,80 y establece nuevo récord

Lo que generalmente vemos en los vídeos de los fabricantes es que el tiempo de vuelta comienza al final de la tribuna de la curva 13 y finaliza en la sección inicial de la misma tribuna, lo que deja una distancia de 20,6 km por vuelta. Sin embargo, en 2019, Nürburgring 1927 GmbH & Co estableció un método diferente para cronometrar los tiempos, ya que el reloj se iniciaría y se detendría en el mismo punto de la curva 13. El resultado es un circuito con 232 metros más de longitud, alcanzando así los 20,83 km, y de ahí la diferencia en los registros. De hecho, utilizando el tiempo en la vuelta más corta (20,6 km), el Panamera completó la pista en 7:25,04.

Volviendo al Mercedes-AMG GT 63 S (prueba), el coche fue pilotado por el ingeniero de desarrollo de AMG, Demian Schaffert. Gracias a los diferentes ajustes en el chasis y la suspensión, el sedán deportivo logró una mejora de 2,3 segundos sobre el registro logrado en otoño de 2018. La versión que ha logrado el récord incluye el paquete aerodinámico AMG opcional que incrementa la estabilidad a altas velocidades, y los neumáticos Michelin Pilot Sport Cup 2, así como un asiento buquet y cinturones de seguridad de cuatro puntos (permitidos a la hora de establecer registros en la pista alemana).

Mercedes-AMG GT 63 S record Nurburgring
Demian Schaffert junto al Mercedes-AMG GT 63 S tras establecer el nuevo récord en Nürburgring

A modo de recordatorio, el AMG GT 63 S está equipado con un motor V8 biturbo de 4.0 litros que ofrece una potencia de 639 CV y un par motor máximo de 900 Nm. Se asocia a un cambio automático de nueve velocidades, conectado a un sistema de tracción total 4MATIC+, logrando un 0 a 100 km/h en 3,2 segundos y una velocidad máxima de 315 km/h. No te pierdas el vídeo.

Dejar respuesta

Por favor, introduce tu comentario
Please enter your name here

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.