El Alfa Romeo Giulia Quadrifoglio (prueba) es uno de los sedanes deportivos más impresionantes del momento gracias, en parte, por sus prestaciones y, por otro lado, por su atractivo diseño italiano. Si, además, unimos estos atributos a un color de carrocería llamativo, la combinación puede elevar el listón al siguiente nivel. Alfa Romeo ha creado un Giulia Quadrifoglio de oro para la Mille Miglia.

PRUEBA: Alfa Romeo 4C Spider

Se trata de un one-off que está acabado en un color llamado Ochre, un tono de dorado muy brillante. Alfa Romeo dice que el color distintivo ha sido diseñado para parecerse a un tono naranja/amarillo que ofrecieron para algunos de sus modelos en los años 60 y 70. De este modo, el fabricante italiano con sede en Milán celebra su conexión de larga duración con la famosa Mille Miglia.

Un Alfa Romeo Giulia Quadrifoglio de oro para la Mille Miglia

Alfa Romeo Giulia Quadrifoglio Mille Miglia

Este color dorado exterior, que no llegará a producción, combina a la perfección con algunos de los atributos de diseño característicos del Giulia Quadrifoglio, como sus parachoques de corte deportivo, sus llantas en un tono oscuro de gris, el spoiler de fibra de carbono instalado sobre la tapa del maletero o el difusor deportivo con salidas de escape integradas.

Quadrifoglio d’Oro: así era el emblema de los Alfa más lujosos

Pero estos detalles no es solo resultado de los diseñadores, ya que acompañan a unas prestaciones a la altura de modelos como el BMW M3 (prueba) o el Mercedes-AMG C63. Bajo el capó, el Giulia Quadrifoglio equipa un motor V6 biturbo de 2.9 litros que entrega 510 CV de potencia y 600 Nm de par motor. Se asocia a un cambio automático de ocho velocidades que envía toda la energía al tren posterior, logrando alcanzar los 100 km/h desde parado en 3,9 segundos y una velocidad máxima de 307 km/h.

Dejar respuesta

Por favor, introduce tu comentario
Please enter your name here

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.