En el mundo del motor hay múltiples varas de medir: eficiencia, potencia, velocidad máxima, aceleración 0-100 km/h, etc. Sin embargo, hay una que ha sido elegida de manera oficiosa con unanimidad por todo el sector: los tiempos de vuelta en Nürburgring. El trazado, largo y variado, se considera un reto que pone a prueba de manera completa a cualquier automóvil, de ahí que los fabricantes se esfuercen conseguir el mejor crono. Sin embargo, no todos lo tienen en alta estima: desde Volkswagen creen que el Infierno Verde y su reputación están sobrevalorados.

¿Cuánto cuesta tener un accidente en Nürburgring?

Al menos eso es lo que se desprende unas declaraciones de Matthias Rabe, responsable tecnológico de la marca, a los compañeros de Autocar: “No se trata de Nürburgring en sí, se trata de conseguir el mejor equilibrio tanto en el circuito como en las buenas carreteras que conducen hasta él”.

También añadió que con el nuevo Volkswagen Golf GTI la intención ha sido “crear un coche tan bueno que seas feliz por conducirlo de vuelta a casa desde Nürburgring”.

Volkswagen en Nürburgring

Llaman la atención dichas declaraciones porque, pese a ellas, Volkswagen, como otros tantos fabricantes, utilizan el Infierno Verde como campo de pruebas para poner a punto tanto nuevos modelos como tecnologías en desarrollo. Sin ir más lejos, en las últimas semanas se ha visto al propio Golf GTI participando en las jornadas Industry Pool en las que las compañías reservan el trazado para uso privado.

Nürburgring Südschleife, el hermano pequeño y olvidado del circuito

Dejar respuesta

Por favor, introduce tu comentario
Please enter your name here

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.