El Ferrari Purosangue sigue en fase de pruebas antes de su presentación oficial, que supuestamente tendrá lugar en 2022. El primer SUV de la compañía italiana ha sido cazado por uno de nuestros redactores mientras visitaba los alrededores de la antigua fábrica de Maranello.

Como puedes ver en el vídeo, se trata de una mula que utiliza la carrocería del Maserati Levante, el todocamino de la firma del tridente. A diferencia de este, su carrocería va más pegada al suelo, por lo que mejorará su respuesta en curva. Además, el vehículo de producción, como Ferrari que es, ofrecerá unas sensaciones mucho más deportivas, similares a las del (prueba) Lamborghini Urus.

Con total seguridad estará disponible con diferentes motorizaciones encabezadas por un V12 y complementadas por el V8 biturbo del (prueba) Ferrari Portofino M y Roma.

PRUEBA: Ferrari LaFerrari

Además, y más dados los tiempos que corren, es posible que equipe un V6 híbrido. Debido a la ausencia de sonido de motor de combustión y escape, la unidad cazada del Ferrari Purosangue podría tratarse de esta variante electrificada.

Louis Camilleri, CEO de Ferrari, expresó que no será un SUV, sino un vehículo de cinco puertas con diseño coupé. Todocamino, crossover… lo que está claro es que tendrá tracción a las cuatro ruedas, transmisión automática de doble embrague y suspensión adaptativa.

Dejar respuesta

Por favor, introduce tu comentario
Please enter your name here

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.