BMW ha demostrado en su rica historia que es una marca de tradiciones. La firma de Múnich conserva muchos elementos de diseño que han pasado de un modelo a otro, conservándose en el tiempo con ligeras actualizaciones que, aunque implicaba algunos cambios, seguían manteniendo su esencia. Ejemplos de ello es la famosa curva Hofmeister o la últimamente controvertida parrilla de doble riñón.

Sin embargo, hay otros elementos que están cambiando en los nuevos BMW y que rompen con su larga tradición. Estamos presenciando su llegada en los últimos lanzamientos de la compañía, como la nueva generación del BMW Serie 1. Son detalles estéticos que podrían pasar por cambios menores, pero lo cierto es que supone toda una revolución para los bávaros en lo que a diseño se refiere.

La insignia M encuentra un nuevo hogar

cambios nuevos bmw

El primero de estos tres importantes cambios lo encontramos en la famosa insignia M que permite identificar a los coches más deportivos de la compañía, tanto los BMW M como los M Performance. Se trata del emblema que los diseñadores instalan en el frontal de estos modelos, concretamente en la parrilla delantera. Al parecer, el nuevo BMW Serie 2 Coupé en su versión M240i ya no la equipa en este lugar.

La insignia se ha reubicado en la parte baja del frontal, concretamente en la parrilla inferior del parachoques donde se encuentra la entrada de aire para el radiador. Según ha podido averiguar Motor1 tras consultarlo con fuentes de BMW, la decisión de cambiar de posición la insignia M se debe a una estandarización de la posición a nivel global, ya que en China esta insignia se encuentra en la parte inferior del parachoques y parece que será la norma de ahora en adelante.

Adiós a la letra ‘i’ en las denominaciones de los motores de gasolina

cambios nuevos bmw

Otro de los grandes cambios que se producen en los nuevos BMW es la eliminación de la letra ‘i’ en las denominaciones de las versiones con motor de gasolina. Hasta ahora, la marca añadía esta letra (en referencia al sistema de inyección de combustible) al final del nombre del modelo, como 120i, 330i o X3 xDrive20i, por ejemplo.

Sin embargo, BMW ha decidido retirar la ‘i’ a estas denominaciones ya que la submarca BMW i, que es la que engloba a todos los coches eléctricos de la firma, emplea esta letra para identificar a sus modelos: i4, i5 o i7. Por ahora, el único modelo que parece prescindir de la letra ‘i’ en las denominaciones de sus modelos con motor de gasolina es el nuevo Serie 1, aunque este cambio se implementará en el resto de vehículos de la gama a medida que se vayan actualizando.

Una parrilla con una nueva configuración

cambios nuevos bmw

Por último, el tercer gran cambio que hemos podido detectar en los nuevos BMW afecta, precisamente, a la famosa parrilla de doble riñón de la que hablábamos en el primer párrafo de este artículo. Los mandamases del diseño de la firma de Baviera han decidido cambiar la distribución de las lamas en la parrilla de estos nuevos modelos, pasando de la tradicional configuración vertical a una nueva configuración horizontal.

A partir de ahora, y como hemos podido ver en los nuevos BMW M2 y M135, la parrilla delantera presenta una parrilla con lamas horizontales en lugar de verticales.

Los modelos estándar, como la nueva generación del BMW X3 o el mencionado Serie 1, cuentan con un patrón que combina lamas verticales con otras en diagonal, creando un nuevo patrón nunca visto en un coche de la marca alemana hasta ahora.

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor, introduce tu comentario
Por favor ingrese su nombre aquí

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.