Skoda Yeti 2018: el nuevo SUV lucirá así

Skoda Yeti 2018 delantera

El lanzamiento del Skoda Kodiaq ha supuesto una bocanada de aire fresco a la marca checa. Tras la presentación de sus últimas variantes, el Scout y el Sportline, además de la confirmación de la versión coupé para el mercado asiático, la compañía prepara el lanzamiento del Skoda Yeti 2018, el SUV medio que perderá tamaño para convertirse un en SUV pequeño, cómo su ‘pariente’, pero rival directo, el SEAT Arona. Como éste y como el Ibiza 2017, vehículo del que derivará el todocamino español, estará asentado en la plataforma modular MQB del Grupo Volkswagen.

Skoda Yeti 2018, recreación

Tras la buena acogida del Kodiaq, el SUV compacto, que obviamente tendrá un precio más ajustado, adoptará la imagen de su hermano mayor. Siguiendo estas directrices, el diseñador Theophilus Chin ha llevado a cabo una recreación que no debería distar mucho de la versión que finalmente llegue al mercado. Asimismo, en la zaga ha incorporado los pilotos característicos en forma de ‘C’ que acoplan casi todos los modelos de la gama.

El nuevo Yeti, que sería presentado a finales de año, con toda probabilidad en el Salón de Frankfurt 2017, y puesto a la venta en 2018, equipará los bloques de gasolina y diésel de sus ‘rivales de casa’: 2.0 TDI y 1.4 TSI. Si finalmente llegase una versión más deportiva, como el Kodiaq Sportline, podría equipar el 2.0 TSI de 180 CV del Tiguan. Además, no es descartable que hubiese una variante con el sistema de propulsión híbrido, después del interés del Grupo Volkswagen de ecologizar su gama.

Dejar respuesta

Por favor, introduce tu comentario
Please enter your name here