Aunque a este lado del Atlántico no sea muy común, al otro, los ‘swaps’ o intercambios de motor están a la orden del día, con muchos conductores animándose a poner en su vehículo un bloque más potente procedente de otro modelo. Esta afición, pronto podría verse convertida en una obligación, puesto que las cada vez más estrictas normativas de emisiones harán que los vehículos clásicos dejen de poder circular… a no ser que se pasen al bando eléctrico. Suena a sacrilegio, pero Electric GT es consciente de esta realidad e incluso está desarrollando el primer motor V8 eléctrico.

Cómo pasar la ITV a un coche eléctrico

La compañía ha optado por darle al propulsor la forma de unos motores más comunes, con el ánimo de facilitar la tarea de reemplazo del bloque de combustión por el eléctrico. Concretamente han tomado como referencia el LS V8 de General Motors, uno de los predilectos para llevar a cabo ‘swaps’, aunque sus medidas son ligeramente mayores: el de GM tiene una longitud de 730 mm y una anchura de 628 mm, mientras que el cero emisiones se hasta los 863 mm (no se ha desvelado el ancho). Esto hará que sea un poco más complicado de la cuenta el trasplante.

La idea es crear un motor de tipo modular en el que los clientes puedan llamar y pedir las especificaciones que necesitan para su coche. Por el momento es capaz de ofrecer una potencia que oscila entre los 140 y los 240 CV, así como un par máximo que se mueve entre los 325 y los 460 Nm.

Los 9 coches eléctricos más baratos del mercado

Algo muy curioso es el hecho de que el propulsor es compatible con una gran variedad de cajas de cambio manuales, algo muy poco habitual, pero no con transmisiones automáticas, que desde la compañía consideran poco eficientes.

Electric GT todavía se encuentra en pleno desarrollo (aunque ya muy avanzado) de este motor V8 eléctrico, pero todavía no se atreve a ponerle un precio, porque todavía no se han podido evaluar los costes.

Dejar respuesta

Por favor, introduce tu comentario
Please enter your name here

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.