El nuevo Volkswagen e-Golf se pasea por Madrid con sus 300 km de autonomía

Con los problemas de contaminación que tienen las grandes ciudades, el uso del coche eléctrico se presenta como la mejor opción para combatir el exceso de polución. Volkswagen ha acercado la electromovilidad al público madrileño.

La explanada de Nuevos Ministerios de Madrid es el lugar escogido para mostrar el futuro de la marca y su gama de vehículos eléctricos, compuesta por el Volkswagen e-Golf 2017 y el e-up!, e híbridos enchufables, formada por el Golf GTE y Passat GTE, berlina que ya probamos y la cual nos sorprendió gratamente.

En el caso del nuevo e-Golf, la variante más ecológica en sus 40 años de historia, presume de una mayor autonomía, hasta 300 km, y de mayor potencia, puesto que ha pasado de rendir 115 CV a 136 CV. Asimismo, la velocidad máxima también ha aumentado, con lo que ahora su punta es de 150 km/h. Pero lo que es realmente importante, y más al tratarse de un automóvil eléctrico, es que el compacto ecológico ha duplicado la potencia máxima de carga en Corrientes Alternas (CA), pasando de 3,6 kW a 7,2 kW, incremento por el que puede garantizar el 100% de la carga de su batería en aproximadamente 5 horas y 20 minutos en un cargador de 7,2kW.

El precio del Volkswagen e-Golf 2017 con campañas se queda en 34.000 euros, cantidad que incluye un equipamiento de serie muy completo: Front Assist, que permite detectar peatones en la calzada; conducción semiautónoma en atascos a velocidades de hasta 60 km/h, Emergency Assist, que detiene el Golf en caso de emergencia; Control de Crucero Adaptativo (ACC), sistema de infoentretenimiento Discover Pro 9,2″ con control gestual, Volkswagen Digital Cockpit, Faros LED con luz diurna con forma de ‘C’ y Car-Net con App-Connect, Guide&Inform, Security&Service y e-Remote. Además, para favorecer al cliente de un coche eléctrico, Volkswagen España ofrece una ayuda de 1.210 euros para la instalación de un punto de carga.

Asimismo, la marca de Wolfsburgo ha puesto de manifiesto su intención de lanzar en 2020 la familia I.D., formada por coches completamente eléctricos construidos sobre la plataforma MEB. La idea es alcanzar el millón de unidades a partir de 2025. Para ello ya ha presentado los prototipos de los futuros automóviles de producción: el I.D, el estudio de diseño del compacto; el I.D. Buzz, el concept de monovolumen de ocho plazas; y el I.D. Crozz, el último en llegar -ha sido presentado en el Salón de Shanghái 2017– y que representa un SUV coupé.

Dejar respuesta

Por favor, introduce tu comentario
Please enter your name here

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.