DS acaba de anunciar otra novedad para el Salón de Ginebra 2020, aunque en esta ocasión no se trata de un modelo de producción, si no de un prototipo eléctrico que recibe el nombre de DS Aero Sport Lounge.

DS 9: lujo francés en su máximo exponente

Como deja claro su denominación, hace especial hincapié en la aerodinámica del vehículo optimizando el flujo del aire gracias a una enorme parrilla que lo deriva hacia los laterales, pasando a su vez por las enormes llantas de 23 pulgadas, que cuentan con un diseño específico para desempeñar dicha función.

Se trata de un SUV de gran tamaño que alcanza los cinco metros de longitud y presenta un lenguaje de diseño basado en las líneas rectas y angulosas, dando lugar a un conjunto afilado y lleno de aristas. Los grupos ópticos delanteros son muy delgados, el capó es bastante largo y da paso a un parabrisas que, a su vez, se une a un techo con una larga caída, creando un pilar C bastante ancho e inclinado. En la zaga los faros son bastante futuristas y se alargan hasta el difusor.

DS Aero Sport Lounge

Del habitáculo no se han desvelado imágenes, pero la compañía explica que es tecnológicamente avanzado, renunciando al cuadro de instrumentos tradicional para apostar por un HUD proyectado en el parabrisas y que se combina con realidad aumentada, cuenta con una inteligencia artificial llamada Iris, cada ocupante tiene su propia pantalla, se han empleado materiales reciclados para el interior y los controles son hápticos, funcionan con un sistema de ultrasonidos en 3D.

PRUEBA: DS 7 Crossback Performance Line 130 HDI

Como no podía ser de otra manera, el DS Aero Sport Lounge utiliza un sistema de propulsión 100% eléctrico que deriva de nada menos que del DS Techeetah de la Fórmula E: un único motor genera una potencia de 680 CV (500 kW), permitiéndole acelerar de 0 a 100 km/h en 2,8 segundos, mientras que la batería de 100 kWh le otorga una autonomía de 650 kilómetros por carga.

Dejar respuesta

Por favor, introduce tu comentario
Please enter your name here

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.