Los años ’70 fueron convulsos en todas las esferas. La Crisis del Petróleo de 1973 cambió un panorama donde el derroche de combustible se reflejaba en coches con grandes motores V8 (en Estados Unidos) a la proliferación de vehículos pequeños y mucho más eficientes. Y en mitad de esta vorágine de cambios, American Motors Corporation (AMC) trató de mostrar su propia versión de cómo serían los coches en los años siguientes. Nacería así el AMC AM Concept de 1977.

Roy Chapin Jr. era, por aquel entonces, presidente de AMC y decidió dar luz verde a un proyecto que incluiría seis coches conceptuales con los que mostrar al público que la tendencia de los estadounidenses eran los coches cada vez más pequeños y eficientes, siempre y cuando ofreciera el estilo, la comodidad y el equipamiento apropiados.

AMC AM Concept (1977): el monovolumen con alma de muscle car

AMC AM Concept 1977
RM Sotheby’s

Surge así una gira, denominada ‘Concept 80’, a través de siete ciudades importantes en América del Norte. Esta gira incluiría seis coches conceptuales creados por el departamento de diseño de AMC, entonces dirigido por Richard Teague, creador de vehículos como el AMX, el Javelin o el Jeep Cherokee (prueba). Entre los estudios creados para la gira se incluyeron varios hatchbacks compactos, un Jeep a escala inspirado por el Willys, un pequeño coche eléctrico y el AMC AM Concept que protagoniza este artículo.

El último concesionario AMC de Estados Unidos está en ruinas, pero aún vende coches

El AMC AM es una extraña combinación entre monovolumen y muscle car. La estética es totalmente clásica. Hay guardabarros ensanchados, llantas que recuerdan a las que equipaba la furgoneta GMC Ventura del Equipo A, tubos de escape laterales y una carrocería bañada por pintura de color rojo con detalles en naranja. Los parachoques y retrovisores cromados, y los grandes ventanales laterales, junto al parabrisas panorámico son otros detalles también presentes.

No dejaba de ser un estudio de diseño

AMC AM Concept 1977
RM Sotheby’s

Pero hay una serie de características del AM Concept que llaman la atención. La primera es que está construida sobre una estructura de madera y la carrocería es de fibra de vidrio. Esto es lógico si tenemos en cuenta que es un estudio de diseño y no un vehículo apto para circular en carretera. No tiene sistema de propulsión, ni motor ni caja de cambios, y tampoco cuenta con un interior terminado (lo está parcialmente), por lo que las puertas, que solo tiene dos delanteras y dos hojas en la zaga, no se pueden abrir.

A pesar de ello, el AMC AM Concept estaba diseñado para albergar a seis pasajeros en su interior, repartidos en dos filas de asientos y rodeados por amplios ventanales. Además, un sistema de propulsión pequeño, pero potente, como sugieren las pegatinas Turbo de la carrocería, se asociaría a un sistema de tracción a las cuatro ruedas.

AMC AM Concept 1977
RM Sotheby’s

Aunque el prototipo jamás llegó a producción, su popularidad en la gira ‘Concept 80’ permitió que muchas de sus características llegaran a coches de calle años más tarde, como, por ejemplo, el lanzamiento de pequeños monovolúmenes y los sistemas de tracción 4×4.

Se cree que American Motors Corporation tan solo creó un ejemplar del AMC AM Concept de 1977. Este ejemplar se ha conservado como parte de una colección durante 35 años y, en el momento de escribir estas líneas, está siendo subastado por la casa RM Sotheby’s.

Fotos: RM Sotheby’s

Dejar respuesta

Por favor, introduce tu comentario
Please enter your name here

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.