En el mundo de la automoción cada vez son más importantes los sistemas de asistencia a la conducción, algo que se pone de manifiesto, por ejemplo, en las valoraciones del Euro NCAP. Entre los últimos en incorporarse a los automóviles está la frenada automática de emergencia que, al menos a priori, detecta peatones y otros vehículos y frena por sí mismo si se circula a bajas velocidades. Sin embargo, no siempre funciona como promete, como ha dejado claro el test que han llevado a cabo en China con un Tesla Model 3.

Vídeo: cuatro jóvenes viajan en un Tesla con AutoPilot sin nadie al volante

Los hechos tuvieron lugar durante una demostración de seguridad, en la que el Tesla tuvo claros problemas para detectar al dummy del peatón que cruzaba, por lo que directamente se lo llevó por delante, con consecuencias bastante duras para el muñeco:

De hecho, la misma cuenta de Twitter ha compartido otro clip de vídeo distinto de otro Model 3 sufriendo el mismo problema:

En ambos el vehículo se percata de que hay un peatón, pero lo hace suficientemente tarde como para que se produzca un accidente que, en caso de ser una persona real, se saldaría con lesiones para ésta, aunque no se pueda determinar de primeras su gravedad.

Aunque parezca imposible, lo cierto es que en pruebas realizadas a los sistemas de frenada automática de emergencia de otras marcas y modelos se han obtenido resultados similares en muchas ocasiones, demostrando que es un tipo de tecnología que aunque prometedora, todavía tiene mucho que evolucionar.

Dejar respuesta

Por favor, introduce tu comentario
Please enter your name here

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.