A subasta un Porsche 911 S de 1976… cubierto de musgo

Porsche 911 S de 1976 cubierto de musgo

Todavía estás a tiempo de hacerte con un coche único si te das prisa, puesto que la puja en eBay por él se cierra en menos de un día. Puede parecer un Porsche 911 S de 1976 cualquiera, pero seguramente sea el único del mundo con carrocería de musgo. No, no es que esté construido con dicho material, pero sí que está cubierto en gran parte por él. ¿Cómo ha llegado a este estado?

A subasta este Porsche 911 Carrera RSR 2.1 Turbo de 1974

La historia es bastante curiosa. El vendedor afirma que el dueño anterior lo tuvo en propiedad desde 1993 y le dio buen uso (ha recorrido 125.000 millas, más de 200.000 kilómetros, lo que es un buen tute), pero que en 1997 se compró un Porsche Boxter nuevo y se olvidó del deportivo setentero, dejándolo aparcado en un garaje con goteras situado debajo de un árbol. La caída de agua constante, la humedad y los microorganismos hicieron el resto para crear un pequeño ecosistema sobre la chapa del alemán.

De hecho, el actual dueño admite que por un momento pensó lavarlo con agua a presión para quitar de encima “las algas, el musgo y lo que creo que es alguna especie de arrecife de coral”, pero después consideró que llevaba 20 años creándose y, seguramente, consideró que por lo peculiar del asunto se vendería mejor en internet.

Este Porsche 911 RS 2.7 de 1973 se prepara para una restauración

El anuncio en eBay no tiene precio, con el anunciante haciendo gala de buen sentido del humor, comentando, por ejemplo, que quien lo compre “debería arreglar su mecánica pero dejar lo demás así para llevarlo a exhibiciones Porsche” y que de hacerlo “aparcado al lado de un 991 Turbo S, atraerá 9 de cada 10 miradas”.

Y parece que le ha salido bien la jugada, puesto que sin reserva, en el momento de escribir esta noticia ya ha habido 23 pujas por él, alcanzando un precio de 21.100 dólares.

Dejar respuesta

Por favor, introduce tu comentario
Please enter your name here

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.