Salón de París de 1971. En el stand de Renault un par de modelos con diseño deportivo atraen todas las miradas. Son, por el momento, la última etapa del Proyecto 117 que dio vida al Renault 12 en 1969, a su versión familiar en 1970 y a un par de unidades más prestacionales en el citado año. Hablamos, efectivamente, del Renault 15 y Renault 17: ¿sabéis por qué en Italia se llamó Renault 177?

Los modelos más emblemáticos de los 120 años de historia de Renault

Antes de dar paso al capítulo de curiosidades tenemos que zambullirnos de lleno en la historia de la marca francesa. El Renault 17 era un modelo de tres puertas muy parecido al R15, pero con diferencias estéticas que ayudaban a diferenciarlos. Las ventanillas delanteras del R17 se desprendían del pequeño vidrio triangular que las acompañaba y las traseras no sólo eran más pequeñas, también contaban con una rejilla negra de ventilación. Además, en el frontal tenía cuatro faros en lugar de dos y ofrecía la posibilidad de equipar un techo retráctil de lona.

Renault 17

En el interior las diferencias eran mínimas. El Renault 15 y el Renault 17 compartían tablero de instrumentos con el R12, pero al ser versiones más prestacionales contaban con elementos específicos. A la información base añadían un indicador de revoluciones y unas llamativas viseras ubicadas encima de las circunferencias del panel que desaparecieron después de 1975. Los asientos, por su parte, tenían un diseño más deportivo.

Los 15 mejores Renault de la Historia

Era en la parte mecánica donde el Renault 17 marcaba las diferencias respecto a su hermano porque era superior. Sus propulsores eran de cuatro cilindros y ocho válvulas. Primero estuvo disponible con un motor de 1.565 cc y 91 CV, después, con el restyling de 1976, llegaron nuevas mecánicas: un 1.6 de 98 CV con la que adquirió el apellido Gordini y otro 1.6 con el que alcanzó los 108 CV. Estos motores se combinaban con una caja de cambios que podía tener cuatro o cinco velocidades.

Renault 17

El Renault 177

Ahora que ya conocemos de cerca cómo era aquel Renault 17 que se fabricó hasta 1979 es hora de responder a la pregunta que nos ha traído hasta aquí: ¿por qué en Italia se llamaba Renault 177? La respuesta es, cuanto menos, curiosa: por superstición.

Igual que en España el martes 13 representa mal augurio, en el país transalpino ese papel lo desempeña el viernes 17. El viernes porque fue el día en el que crucificaron a Jesucristo y 17 porque en latín se escribe XVII y su anagrama es VIXI, cuyo significado es “He vivido”. Los italianos creen que esas dos palabras implican que la persona que las pronuncia está muerta porque ya ha vivido.

Tanta relevancia tiene esta la superstición del viernes 17 que algunos de los aviones de Alitalia no tienen esa fila, en la Torre Pirelli de Milán no hay piso 17… y el Renault 17 se convirtió en el Renault 177.

Dejar respuesta

Por favor, introduce tu comentario
Please enter your name here

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.