El desarrollo de un nuevo modelo es lento, largo y tedioso. Son muchos los componentes y elementos que deben ser testados antes de presentar el vehículo, así como extensas pruebas que aseguren su fiabilidad y duración una vez los modelos de producción salgan de los concesionarios. Una historia interesante es la que cuenta cómo Porsche utilizó mulas de Audi, Mercedes y Opel para el desarrollo del 928 en la década de 1970.

El Porsche 928 fue oficialmente presentado en el Salón del Automóvil de Ginebra de 1977, pero antes de que sus ruedas pisaran suelo suizo, Porsche tuvo que hacer frente a un largo proceso de desarrollo que comenzaría en 1972 y concluiría con el primer modelo de la compañía con un motor en posición delantera cinco años más tarde. Para crear el modelo definitivo, la marca alemana tuvo que comprar y modificar varios Audi, un Mercedes y un Opel para utilizarlos como mulas de desarrollo.

Mulas Audi 100 Coupé S desarrollo 928

Porsche utilizó mulas de Audi, Mercedes y Opel para el desarrollo del 928

La historia, recogida en el libro ‘Projekt 928’ de Julius Weitmann y Rico Steinemann, cuenta que, en julio de 1972, Porsche inicia el desarrollo del 928 con un Mercedes-Benz SL, otro gran turismo alemán con un motor V8 delantero. Con el código V1, el SL fue utilizado por la firma de Stuttgart para el desarrollo de la transmisión. Esta unidad conservó su motor y caja de cambios automática de tres velocidades original hasta 1974, cuando el fabricante lo actualizó con un V8 4.5 y un nuevo eje delantero.

Porsche una vez instaló el motor V8 del 928 en un Mercedes Clase G

La mula V2 era en realidad un Opel Admiral. El sedán se asentaba sobre el chasis del 928, pero conservaba el sistema de propulsión de Opel. Más tarde sería mejorado con la dirección pasiva del eje trasero, que Porsche denominó Weissach Axle, para resolver los problemas de manejo.

Opel Admiral
Opel Admiral (1969-77)

Tres Audi 100 Coupé S para el desarrollo del Porsche 928

Hasta el momento, Porsche no había utilizado un modelo de Audi para el desarrollo del 928. Sin embargo, la mula V3 sería el primero de los tres Audi 100 Coupé S que la marca compraría y modificaría con el objetivo de crear su primer modelo con motor delantero. La primera unidad estaba impulsada originalmente con un cuatro cilindros de 1.9 litros y 115 CV. Porsche modificó los pasos de rueda, reubicó los puntos de montaje de la suspensión y añadió unos guardabarros más anchos para que el Audi 100 Coupé pudiera equipar el motor V8 y las vías más anchas del 928.

El 100 Coupé S con las tripas del 928 fue empleado en dos pruebas a lo largo de África, así como otro test en el sur de Francia. En 1975, Porsche empleó la mula V3 de nuevo para testar la caja de cambios automática para el 928. Antes de esto, la mula V4, la más interesante de todo el proyecto de desarrollo del nuevo modelo, ya había visto la luz.

Mulas Audi 100 Coupé S desarrollo 928

En lugar de optar por defensas más anchas, los ingenieros de Porsche utilizaron este segundo prototipo de Audi para cortarlo por la mitad y añadir otros 11 cm de distancia entre ejes. En 1974, este prototipo era un 928 completo con el traje de Audi. Ya se habían instalado el motor V8 de 5.0 litros con inyección Bosch K-Jetronic, la transmisión de cinco velocidades y el chasis. Este prototipo fue pasto de las llamas en un incendio sucedido cerca de Hamburgo en 2011.

Porsche 928-4, el progenitor del Panamera Sport Turismo

V5, la tercera y última mula de pruebas del Audi 100 Coupé S para el desarrollo del Porsche 928, sería muy similar a la mula V4 y sería empleada para probar la producción del eje trasero a finales de 1974. Además del Mercedes SL, el Opel Admiral y los tres Audi 100 Coupé S, la marca alemana también utilizó una larga lista de Porsche 911 -conoce la historia de este mito- en el desarrollo del 928.

Mulas Audi 100 Coupé S desarrollo 928

Ya con el código W, estas unidades de pruebas lucían la carrocería definitiva (parcialmente) del 928 que sería presentado en 1977. Fueron empleados doce coches (W1-W12) en esta fase del proyecto de desarrollo del nuevo modelo, se recorrieron alrededor de 1 millón de kilómetros reales de pruebas en diversos prototipos del 928, y otro millón si contabilizamos todas las carreras de resistencia en las que participó en un tiempo muy reducido.

Fuente: ‘Projekt 928’ vía Road&Track

Dejar respuesta

Por favor, introduce tu comentario
Please enter your name here

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.