Porsche tiene un extenso palmarés de victorias en las 24 Horas de Le Mans. En concreto, la compañía alemana logró conquistar la icónica carrera de resistencia hasta en 19 ocasiones. Una de ellas fue en 1985, con Paolo Barilla a los mandos de un 956. Ahora, el propio Barilla, con motivo de su 60º cumpleaños, ha encargado a Porsche Exclusive Manufaktur un vehículo muy especial, un Porsche 911 GT3 inspirado en el 956 con el que ganó en Le Mans en 1985.

Weissach, el lugar donde nacen los sueños más deportivos de Porsche

La base es el nuevo Porsche 992 GT3, que ahora luce los colores amarillo, blanco y negro en un esquema muy parecido al del 956. También incluye los dorsales #7 en el capó y las puertas, el mismo número con el que el empresario italiano venció en la mítica prueba francesa. Elementos como el alerón trasero y la palanca de cambios han sido reinterpretados y desarrollados de forma independiente.

Este Porsche 911 GT3 está inspirado en el 956 que ganó en Le Mans en 1985

porsche 911 gt3 956 porsche exclusive manufaktur

Otros elementos que han sido modificados son el faldón delantero y los embellecedores redondos de los faros, terminados también en color Summer Yellow. El diseño de las llantas con tuerca central está inspirado en las del Porsche 956. Las delanteras, cuando se usaban en carrera, tenían aeroblades blancos, por lo que se decidió pintar las llantas delanteras del 992 GT3 en el mismo color. Mientras tanto, las llantas traseras están terminadas en color dorado.

El alerón trasero también se ha rediseñado por completo. Los ingenieros de Porsche se aseguraron de que siguiera siendo efectivo, por lo que lo sometieron a pruebas en el túnel de viento. En los flancos, el spoiler luce la inscripción “PB 60”, que corresponde a las iniciales de Paolo Barilla y su edad. El estilo del logotipo está inspirado en el gráfico del entonces patrocinador principal del coche.

porsche 911 gt3 956 porsche exclusive manufaktur

El interior de este Porsche 911 GT3 inspirado en el 956 ganador en Le Mans en 1985 también recibe algunos cambios. El negro domina en la cabina y está acompañado de una moldura en los umbrales de las puertas con la inscripción “956 Le Mans 1985”. También hay una moldura de color amarillo en el salpicadero y una palanca de cambios inspirada en la bola de magnesio que portaba el 956.

Todo esto es posible gracias al nuevo programa Sonderwunsch

El proyecto tomó tres años de trabajo, desde el primer boceto hasta la verificación de viabilidad técnica y la construcción. Esto ha sido posible gracias al programa Sonderwunsch, que permitió al cliente asumir el papel de director de proyecto y colaborar activamente en el diseño del coche de sus sueños. Barilla visitó Porsche hasta en tres ocasiones para participar en el proyecto, desde la especificación hasta su finalización.

porsche 911 gt3 956 porsche exclusive manufaktur

“En los años ochenta, tuve la oportunidad de pilotar el maravilloso Porsche 956, un icono del rendimiento y la belleza”, comenta Paolo Barilla, ex piloto y vicepresidente de la empresa italiana de alimentos que lleva su apellido. “La interpretación de algunos elementos de aquel vehículo en un GT3 moderno hace que ese recuerdo sea emocionante y vital, tanto para mí como para mis personas cercanas”.

Dejar respuesta

Por favor, introduce tu comentario
Please enter your name here

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.