Sébastien Ogier fichó por el equipo Toyota Gazoo Racing en 2020, donde logró su séptimo título mundial en el año de su debut y donde parece que conseguirá el octavo campeonato en su impresionante palmarés deportivo. Sin embargo, el piloto francés parece estar también interesado en otras modalidades competición, en este caso en el Campeonato del Mundo de Resistencia (WEC). Y es que Sébastien Ogier ha probado el Toyota GR010 Hybrid del WEC en el Circuito Internacional de Baréin.

Sébastien Ogier elogia a Carlos Sainz: “Tengo mucha admiración por él”

Ogier se puso a los mandos del hiperdeportivo híbrido por primera vez este pasado fin de semana en Baréin, donde se disputó la última prueba de la temporada. El piloto de Gap se integró dentro de la estructura del equipo Toyota Gazoo Racing y completó 84 vueltas con el coche ganador del campeonato.

Sébastien Ogier prueba el Toyota GR010 Hybrid del WEC en Baréin

La toma de contacto se dividió en dos sesiones. A lo largo de 32 vueltas en la sesión de dos horas por la mañana, Sébastien pudo comprobar las sensaciones de conducción del GR010 Hybrid #8. La segunda parte se llevó a cabo por la tarde, completando 52 vueltas más al volante del hiperdeportivo híbrido.

sebastien ogier prueba toyota gr010 hybrid barein
Charles Milesi a bordo del Toyota GR010 Hybrid ganador del WEC 2021

Sébastien Buemi, recién llegado tras ganar la final del WEC del sábado junto a Kazuki Nakajima y Brandon Bartley, también probó en el Toyota número #8 y le brindó apoyo y consejos. Por su parte, la estrella en ascenso de las carreras de resistencia Charles Milesi, que ganó el título WEC LMP2 el sábado, también realizó esta prueba con el equipo.

Milesi lo hizo en el Toyota GR010 Hybrid número #7 durante la sesión de la mañana. Mike Conway, que se aseguró el Campeonato del Mundo de pilotos el sábado junto a Kamui Kobayashi y José María López, asumió las pruebas de la sesión de tarde.

Declaraciones tras las pruebas

“Fue muy emocionante conducir el GR010 HYBRID y realmente disfruté mi tiempo en el coche. No me presioné en términos de resultados porque hay muchos parámetros nuevos para mí. Tuve que acostumbrarme a la velocidad en las curvas, a la frenada, a cómo gira el coche y al sistema híbrido, que es algo especial. Es una mentalidad diferente hacer una vuelta y luego intentar hacerlo mejor en la siguiente, en comparación con el rallye donde cada curva es única. Gracias a Toyota Gazoo Racing por esta oportunidad especial de descubrir las carreras de resistencia”, explicó Sébastien Ogier tras las pruebas.

“Ponerme al volante del GR010 Hybrid por primera vez fue muy especial para mí. Todo piloto de resistencia sueña con conducir un coche como este. Estoy feliz con el trabajo que hice. Al principio, tuve que adaptarme a la frenada, que es diferente a la de mi coche LMP2, pero el equipo me ayudó a mejorar. El agarre en las curvas de alta velocidad y la potencia del coche eran nuevos para mí y muy impresionantes. Me acostumbré bastante rápido y estoy contento con el trabajo que hice. Así que fue un buen día y cuando conduces un coche como este, solo quieres más”, concluyó Charles Milesi.

Dejar respuesta

Por favor, introduce tu comentario
Please enter your name here

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.