Como parte del plan estratégico PACE! de Opel, la firma de Rüsselsheim acaba de presentar el primero SUV híbrido enchufable de su historia. Se denomina Opel Grandland X Hybrid4 y se posiciona como la versión más eficiente y prestacional del modelo. Previsto para que su comercialización de comienzo en las próximas semanas, las primeras entregas se realizarán a principios de 2020, mientras que Opel contará con una gama completa de productos electrificados en 2024.

Peugeot 3008 Hybrid4 2019: con tracción total y 300 CV híbridos

La versión híbrida enchufable del Opel Grandland X se caracteriza por la opción de capó y techo acabados en negro, aunque es su sistema de propulsión híbrido el que lo hace destacar. El sistema está compuesto por un motor de gasolina de cuatro cilindros y 1.6 litros turbo con una potencia de 200 CV, el cual se asocia a dos motores eléctricos de 109 CV y a una batería de iones de litio de 13,2 kWh.

Opel Grandland X Hybrid4, con 50 km de autonomía

Opel Grandland X Hybrid4

El resultado es una potencia de 300 CV combinados que se envían a un sistema de tracción total mediante una transmisión automática de ocho velocidades electrificada. El segundo motor eléctrico y el diferencial están integrados en el eje trasero eléctrico para proporcionar tracción en todas las ruedas cuando sea necesario. Al mismo tiempo, el Grandland X Hybrid4 puede recorrer hasta 50 kilómetros en modo totalmente eléctrico según datos del WLTP.

El Opel Grandland X Hybrid4 ofrecerá cuatro modos de conducción: eléctrico, híbrido, 4×4 y deportivo, que permitirán al conductor adaptar las características del SUV a sus preferencias o a las condiciones específicas de la conducción. Otro detalle lo encontramos en el enchufe de carga de la batería, que de serie es de 3,3 kWh y opcionalmente podrá ser de 6,6 kWh, el cual se encuentra ubicado en la zona opuesta a la boca de carga del depósito de gasolina.

Opel Grandland X Hybrid4

La batería de iones de litio de 13,2 kWh se puede recargar en aproximadamente 1 hora y 50 minutos con un punto de carga de pared de 7,4 kW. También se ha diseñado un sistema de frenado regenerativo para recuperar la energía generada durante la frenada o la desaceleración y aprovecharla para recargar la batería. El conductor puede incluso cambiar a “demanda de regeneración” para obtener la máxima recuperación de energía, lo que permite controlar la desaceleración tan solo con levantar el pie del acelerador.

Dejar respuesta

Por favor, introduce tu comentario
Please enter your name here

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.