Nissan restaura este Patrol Fanta Limón del París-Dakar de 1987

Año tras año, Nissan destina una cantidad de dinero considerable a su programa “Performance Innovation”, una iniciativa con la que devuelven a su estado original a modelos de competición que tienen un gran peso histórico dentro y fuera de la marca pero que por el motivo que sea, no se encuentran en un buen estado de conservación. El último coche en beneficiarse de este programa ha sido este Nissan Patrol Fanta Limón del París-Dakar de 1987, un todoterreno que ha sido restaurado por completo en las instalaciones Nissan European Technical Centre (NTCE) que la marca tiene en Barcelona.

El valor histórico de este Patrol Fanta Limón que participó en el París-Dakar de 1987 con el dorsal número 211 radica en que fue el primer 4×4 con motorización diésel que logró finalizar la legendaria carrera en el top 10 de la clasificación final (con un noveno puesto). Algo destacable, especialmente si tenemos en cuenta que hoy en día los vehículos que ocupan los puestos de cabeza en el Rallye Dakar suelen emplear mecánicas de este tipo.

30 years on: Nissan’s iconic 1987 Paris-Dakar rally car rides again

Este Nissan Patrol del París-Dakar de 1987 es uno de los dos Patrol que participarón en esa edición. Pesa 1.600 kg y equipa un propulsor 2.8 turbodiésel de seis cilindros en línea que desarrolla 146 CV de potencia, una mecánica con la que completó los 13.000 km de recorrido a través de Europa, Argelia, Nigeria, Mali, Mauritania y Senegal con Miguel Prieto y Ramón Termens a los mandos. Tras esta carrera y después de participar en otras pruebas, el vehículo fue vendido a Salvador Claret, un coleccionista privado que tiene un museo de coches en Gerona.

30 years on: Nissan’s iconic 1987 Paris-Dakar rally car rides again

El Patrol del Dakar patrocinado por Fanta Limón permaneció ahí, oxidándose en palabras de Nissan, hasta que la marca se puso en contacto para restaurarlo en febrero de 2014 con la intención de tenerlo listo para celebrar el 30 aniversario de su participación en la prueba. En noviembre de este año, tras un arduo trabajo para devolverlo a su estado original, el Patrol volvió a pisar la arena del Sahara para realizar la sesión de fotografías que acompañan a estas palabras y al siguiente vídeo:

 

Dejar respuesta

Por favor, introduce tu comentario
Please enter your name here

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.