Como cada año, Suzuki ha puesto en marcha su iniciativa Litros x Kilos, una desenfadada competición entre periodistas del motor cuyo objetivo es lograr el menor consumo posible a lo largo de un recorrido circular. Cuanto mayor sea la rebaja en el consumo obtenida respecto al valor combinado homologado de los vehículos en ciclo WLTP, Suzuki contribuye con una mayor cantidad de comida para la Fundación Banco de Alimentos de Madrid.

En esta edición, la séptima, Suzuki escogió dos modelos diferentes: El Suzuki Vitara 1.5 Hybrid y el Suzuki S-Cross 1.4 Hybrid -prueba del Suzuki S-Cross-. Cinco unidades de cada vehículo competían, en dos turnos, en su respectiva categoría, con una tripulación formada por dos periodistas de diferentes medios de comunicación. El objetivo era completar la ruta, de 57,3 kilómetros, en un tiempo no superior a una hora y cinco minutos, obteniendo el menor consumo posible y realizando necesariamente un cambio de conductor en algún punto del recorrido.

Tras completar la prueba (en nuestro caso a bordo del Vitara), pudimos obtener algunas interesantes conclusiones. La primera es la gran complejidad que aporta un full hybrid como el Suzuki Vitara a la hora de intentar arañar algunas décimas de consumo al resultado final. Y es que en cada zona del trazado conviene evaluar en décimas de segundo cuál es la mejor estrategia posible. En algunos descensos, puede merecer la pena dejar el cambio en Neutral para que el vehículo circule con inercia (en este caso se apaga automáticamente el motor térmico), mientras que en otras ocasiones es mejor dejarle que retenga para recargar la batería. Antes de una subida, puede ser conveniente intentar elevar ligeramente la velocidad de crucero para asegurarnos poder coronarla en sexta velocidad… Todo ello midiendo escrupulosamente la velocidad media para no llegar fuera de tiempo, evitando, a la vez, acabar demasiado pronto y, por tanto, haber elevado innecesariamente la velocidad media y con ello el consumo.

En nuestro caso, copilotados por nuestro compañero David Ayala, del diario Nius, no logramos una posición muy brillante, dejando el consumo en 4,5 litros/100 km frente a los ganadores, que lograron unos impresionantes 3,8 litros, un 34,5 % menos que el consumo combinado homologado, de 5,8 litros/100 km. Siempre nos queda la excusa de haber contribuido a esta noble causa, que es en realidad lo importante.

Así, en esta séptima edición de Litros x Kilos, Suzuki entregará 3.630 kilos de comida a la Fundación Banco de Alimentos de Madrid, una aportación a la que, como novedad este año, también han contribuido los “Likes” a las publicaciones relacionadas con el evento y los nuevos seguidores de las cuentas de Suzuki Ibérica conseguidos durante esta acción.

Con todo ello, este año se ha batido el récord de kilos de ayuda “recaudados”, que totalizan más de 25 toneladas si sumamos los obtenidos a lo largo de las siete ediciones de esta solidaria prueba de consumo.

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor, introduce tu comentario
Por favor ingrese su nombre aquí

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.