Si el Dodge Charger SRT Hellcat (prueba) es demasiado corriente para ti, ahora puedes aderezarlo con un extra de exclusividad gracias a la edición especial Dodge Charger SRT Hellcat Octane Edition que estará a la venta hasta finales de año. Se trata de una edición especial que estará disponible en los concesionarios este otoño y que tiene un sobreprecio de 1.495 dólares (1.327 euros) sobre el Hellcat estándar.

Las berlinas más rápidas: con un 0 a 100 km/h por debajo de 4″

Disponible en colores exteriores Pitch Black y White Knuckle, la franja central Santin Black en contraste recorre el largo completo del coche añadiendo detalles en Octane Red en los bordes. El exterior también incluye un emblema específico de color negro, un alerón en negro satinado, llantas Cross Brace de aluminio forjado de 20 pulgadas en negro brillante y un paquete de frenos Brembo con pinzas de seis y cuatro pistones en color Octane Red.

Dodge Charger SRT Hellcat Octane Edition

Dodge Charger SRT Hellcat Octane Edition

Una novedad en el Dodge Charger SRT Hellcat Octane Edition son los asientos SRT Performance, con costuras en rojo y un logotipo grabado en el respaldo. La cabina también tiene costuras en rojo en otras zonas, cinturones de seguridad del mismo color, detalles en negro brillantes, logotipos SRT y un cuadro de instrumentos con las esferas y las agujas de color rojo.

La potencia se mantiene sin cambios, por lo que los compradores obtendrán el mundialmente famoso motor V8 HEMI de 6.2 litros sobrealimentado que entrega 717 CV de potencia y 881 Nm de par motor. Esta mecánica, disponible con cambio automático, permite al SRT Hellcat Octane Edition recorrer el cuarto de milla en 11,8 segundos y alcanzar una velocidad máxima de 328 km/h, lo que lo hace ser uno de los sedanes de cuatro puertas más potentes y rápidos del mundo.

Dejar respuesta

Por favor, introduce tu comentario
Please enter your name here

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.