Los coches son parte integral del cine y las películas de miedo no iban a ser una excepción. Estos son los coches más terroríficos para la noche de Halloween, aquellos que nos aterrorizaron en la sala de cine o que consiguieron hacernos realmente incómodos y que, en algunos casos, nos persiguieron en pesadillas durante mucho tiempo.

Los coches más horrorosos de la Historia

Christine (1983)

Nombre de mujer para un Plymouth Fury del 58 que en realidad estaba totalmente endemoniado. Un espíritu de la venganza que atrajo a Arnie y no dejaba títere con cabeza en todo el film. Era un coche tremendamente atractivo en su día y con su diseño bitono en blanco y rojo era un auténtico imán de miradas.

Los Cazafantasmas (1984)

Cierto es que el ECTO-1 era de los buenos, pero hay que reconocer que estaba metido en muchos “fregados” de auténtica pesadilla. Esta ambulancia Cadillac reconvertida a vehículo de intercepción de fantasmas ha conseguido convertirse en uno de los coches más reconocibles de la historia del cine.

Halloween Horror Car, un coche de auténtica pesadilla

Death Proof (2007)

El Chevrolet Nova del 71 que utilizaba Stuntman Mike en la película era el que el protagonista empleaba para realizar su trabajo como doble de acción para el cine. La peculiaridad del vehículo, y que daba nombre a la película, es que era “a prueba de muerte”, pero solo para el conductor. Este detalle es el que el bueno de Mike no contaba a sus víctimas hasta antes de matarlas mediante espectaculares accidentes de toda índole.

Duel (El Diablo sobre Ruedas) (1971)

La escena de esta película no da miedo, pero si angustia. En medio del desierto, a bordo de un Plymouth Valiant de 1971, el protagonista ve como, sin  ningún tipo de motivo, un camión Peterbilt 281 comienza a seguirle sin descanso en una persecución que dura ocho minutos. No se llega a ver al conductor en ningún momento, lo que le añade otra capa de terror a la escena.

The Car (1977)

El título no podía ser más conciso y es que en esta ocasión no se trata de un coche poseído que atraiga a un jovencito para hacer el mal, en este caso es el propio automóvil el que se encarga de matar a diestro y siniestro por cuenta propia, sin nadie al volante.

ESPECIAL: Los peores nombres de coches de la Historia

Fuente: Univision.

Dejar respuesta

Por favor, introduce tu comentario
Please enter your name here

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.