Resulta muy complicado pensar en modelos de coches SUV olvidados en una época en la que este tipo de vehículos está 'on fire'. Sin embargo, hay algunos de ellos que, por una u otra cuestión, no acabaron de cuajar entre el gran público y se perdieron en el olvido. Esto no quiere decir que no fueran interesantes (aunque en algunos casos sí que es así), pero lo cierto es que pasaron sin pena ni gloria por el mercado.

Fiat Sedici

coches SUV olvidados

El primero en la lista de coches SUV olvidados que hemos preparado es nada más y nada menos que un Fiat llamado Sedici. ¿Lo recuerdas? Fue desarrollado junto al Suzuki SX4, que tampoco es que se convirtiese precisamente en un superventas, y su longitud, de 4,11 metros, le colocaba en el segmento B.

Su altura libre al suelo no estaba nada mal, con 19 centímetros, y lo cierto es que para pertenecer a la categoría que pertenecía, se movía con bastante agilidad en carretera. Asimismo, era bastante barato, pues cuando fue lanzado a mediados de los 2000 su precio inicial estaba ligeramente por encima de los 16.000 euros.

Chevrolet Trax

coches SUV olvidados

Estoy seguro de que el Trax de Chevrolet tampoco te suena demasiado. Un coche prácticamente calcado a las primeras entregas del Opel Mokka, pero con el símbolo de la firma norteamericana en el frontal y unas líneas rediseñadas ligeramente. Pasó sin pena ni gloria por nuestro mercado.

7 SUV demasiado potentes. ¿De verdad hacía falta?

Lo cierto es que para nada se trataba de una mala opción, ya que su precio de partida rondaba los 15.000 euros. Además, contaba con las clásicas mecánicas que triunfaban en este tipo de vehículos, con un diésel de 130 CV y dos propulsores de gasolina, uno atmosférico de 115 CV y el otro turbo de 140.

Hyundai ix55

coches SUV olvidados

El Hyundai ix55 vendría a ser aproximadamente lo que hoy es un (prueba) Hyundai Santa Fe. Un SUV familiar de siete plazas y un gran tamaño que priorizaba, ante todo, la comodidad y el espacio en el habitáculo. De hecho, se situaba a poco más de 10 centímetros de los 5 metros de largo.

Como suele pasar con los productos de la firma coreana, su fuerte era su buena relación entre calidad y precio, con versiones muy equipadas a cambio de poco dinero. Se podía ligar a un motor V6 turbodiésel con 240 CV de potencia, y sus aptitudes fuera del asfalto no eran para tomárselas a broma.

Citroën C4 Aircross

coches SUV olvidados

El (prueba) Citroën C4 es uno de los compactos, aunque ahora es más bien un crossover, más conocidos del panorama actual. Ahora bien, si te hablo del Citroën C4 Aircross, ¿sabes a qué modelo me estoy refiriendo? Efectivamente, fue uno de los precursores de este apellido que aún se conserva en, por ejemplo, el C5 Aircross.

Estaba basado en el Mitsubishi ASX, fruto del acuerdo de colaboración entre la firma nipona y PSA. Contaba con un buen maletero, de casi 450 litros de capacidad, y su propulsor más interesante era un turbodiésel con 150 CV de potencia, aunque también se podía ligar a otro diésel y otro de gasolina, ambos con poco más de 110 CV.

Opel Antara

coches SUV olvidados

A veces son pequeños detalles los que marcan el éxito o el fracaso, porque lo cierto es que Opel llegó en el momento perfecto al segmento de los SUV de tamaño medio con el Antara. Su carrocería medía unos 4,60 metros de longitud, y compartía muchos elementos con su primo el Chevrolet Captiva, mucho más reconocido.

Había posibilidad de ligarlo a dos mecánicas diésel de potencia respetable, con 163 y 184 CV, y que podían instalar un sistema de tracción total. Mientras tanto, también era posible decantarse por una alternativa de gasolina, con 167 CV y la obligatoriedad de contar con tracción delantera.

Peugeot 4008

coches SUV olvidados

Otro modelo que no acabó cuajando a pesar de tratarse de un buen producto en términos objetivos fue el 4008. Este SUV de Peugeot fue el primo hermano del Citroën C4 Aircross, que también figura entre los integrantes de este ranking de coches SUV olvidados. Eso sí, tenía un precio algo elevado, pues costaba más de 30.000 euros.

7 de los mejores interiores de SUV que hay en la actualidad

Cuando se lucha en un segmento en el que la relación entre calidad y precio es tan importante y no eres una marca reconocida como premium, tienes todas las de perder en este sentido. Instalaba, no obstante, un buen sistema de tracción 4x4 unido a un cambio manual, y con la posibilidad de elegir entre dos motores turbodiésel, con 114 o 150 CV.

Toyota Urban Cruiser

coches SUV olvidados

El último modelo de esta lista de coches SUV olvidados es el Urban Criuser, un SUV lanzado por Toyota a mediados de la década de los 2000 que fue uno de los precursores en el segmento de los SUV urbanos. Sin embargo, la firma japonesa nunca lo catalogó como tal, algo que sin duda le hubiera dado un buen empujón a nivel de marketing.

Ahora bien, para su época tenía un coste algo elevado, comenzando por encima de unos 15.000 euros en cualquiera de sus versiones. Además, los motores eran poco potentes, de menos de 100 CV, aunque existía la posibilidad de ligar un propulsor de gasóleo a una tracción total.

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor, introduce tu comentario
Por favor ingrese su nombre aquí

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.