Todas las marcas automovilísticas desarrollan innumerables prototipos que, posteriormente, dan vida a modelos de producción. En otros casos, se quedan en una mera idea o su desarrollo no es viable y terminan guardados en un almacén. Desde su fundación en 1948, Porsche ha creado un buen elenco de conceptos, algunos de ellos desconocidos por el gran público. Ahora hemos podido conocer algunos de los prototipos más extraños guardados por Porsche.

Un garaje único en Alemania guarda en secreto algunos de los más locos, desde un 928 shooting brake de cuatro puertas hasta dos Porsche-Mercedes. Presentados por Tom Ford, de Top Gear, estos prototipos extraños de Porsche son un testimonio de lo creativa que puede llegar a ser la marca.

Algunos de los prototipos más extraños guardados por Porsche

El primer protagonista es un Panamera Concept de 1989 fabricado discretamente como regalo de cumpleaños para Ferry Porsche. Tiene un motor de seis cilindros bóxer montado atrás, llantas de tres radios dobles, pasos de rueda imposibles y una suspensión que puede elevar el coche para adentrarse por caminos fuera del asfalto. Sin embargo, a Ferry no le gustó y, aunque en un principio se pensó en producir una pequeña tirada, éste es el único ejemplar que se fabricó.

A continuación, Ford analiza un 911 Speedster concept de 1987, otro prototipo muy extraño. Fiel a su forma, está centrado en el conductor, pero curiosamente, tiene un segundo asiento. Bajo el carenado del habitáculo está el asiento del pasajero reclinado. Más rara aún es la manera de entrar y salir: la puerta se abre normalmente, pero luego hay que escabullirse por debajo de la capota del Speedster. Aun así, probablemente no sea lo más extraño de este garaje.

El hombre que, sin saberlo, compró uno de los Porsche 911 más exclusivos de la historia

A continuación, vemos el que podría ser el Porsche más silencioso de la historia con motor de combustión. Es un 928 con dos artilugios muy extraños, dos silenciadores diseñados para eliminar por completo el sonido del motor. Uno está colocado en el capó para silenciar los ruidos de inducción y otro en la tapa del maletero para silenciar el escape. Este extraño prototipo sirvió a Porsche para probar el ruido de los neumáticos.

El abuelo del Panamera actual

Prototipos extraños Porsche

Luego tenemos un 928 H50 de cuatro puertas, un shooting brake con dos puertas abatibles hacia atrás y cuatro asientos adecuados. Ford lo considera el abuelo del Panamera y no está tan equivocado. Su forma y configuración de asientos no distan mucho de la primera berlina de Porsche que llegó a la producción en serie.

El vídeo termina con un rápido vistazo a tres prototipos más, incluyendo un modelo de arcilla y dos coches en los que trabajaron conjuntamente Porsche y Mercedes. Uno es un W124 Coupé, diseñado y construido para probar el nuevo motor V8 de Porsche. Destinado en última instancia al 989, que nunca llegó a producirse, este prototipo permitió a la marca trabajar en los fallos en total secreto.

La magia de los Porsche olvidados que esconden hermosas historias y momentos felices

Por último, un Mercedes Clase G que acabó sirviendo de coche de apoyo para el 959 en el Rally Dakar. La carrera no permitía realmente coches de apoyo, así que Porsche tuvo que inscribir otro coche de carreras para cumplir las especificaciones. Se pensó en utilizar otro 959, pero el Clase G ofrecía mejor espacio de carga. Pero no es un Clase G cualquiera, sino que cuenta con el motor de un 928 S4. Era tan bueno que quedó sexto en la clasificación general.

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor, introduce tu comentario
Por favor ingrese su nombre aquí

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.