El 5 de agosto de 1997 era martes y Emilia Carrasco fue a pasar un día de playa junto con su marido, Manolo, su hermana y sus sobrinos. Ella es de Francia y había recibido la visita de su familia. Uno de los sobrinos se dejó unas chanclas en el coche, un Opel Kadett de 1988, y fue a recogerlas, pero ya no estaba. Emilia y Manolo denunciaron el robo en una comisaría de la Policía Nacional, pero nunca más supieron del vehículo. ahora, el Opel Kadett robado hace 27 años ha aparecido en un pantano, debido a la sequía.

El Opel Kadett ha aparecido en el fondo del pantano de Riudecanyes, a casi 34 kilómetros de distancia de Bonavista, en Tarragona, localidad donde reside Emilia y Manolo. La sequía que afecta a Cataluña ha provocado que dicho pantano registre el nivel más bajo de agua desde que existen datos y ha dejado al descubierto diferentes objetos que se encontraban en el fondo, entre ellos, el vehículo del matrimonio.

Un Opel Kadett robado hace 27 años aparece en un pantano debido a la sequía

Opel Kadett robado aparece pantano

Según recogen medios locales, como como 3Cat y Tarragona Digital, el pasado 27 de diciembre la Guardia Urbana de Reus llamó por teléfono a Emilia y le comunicó que había aparecido el vehículo robado. Lógicamente, pensó que se trataba de una broma y puede que hubiese colgado el teléfono si la llamada se hubiese producido un día después (28 de diciembre).

Vídeo: este Opel Kadett tiene 900 CV y compite cara a cara con un McLaren 720S de 1.200 CV

Lo más sorprendente, aparte del hallazgo, es que, inicialmente, las autoridades les comunicaron que debías encargarse de retirar el vehículo del pantano o, de lo contrario, recibirían una multa. Afortunadamente, Emilia y Manolo pudieron demostrar que el coche fue robado mediante la denuncia que interpusieron en su día, con lo que quedaron exentos de cualquier sanción.

Opel Kadett robado aparece pantano

En el interior del coche se conservan todavía algunos objetos de aquel día, como unas chanclas, una chaqueta de uno de los hijos y toda la documentación. También había una bici y un coche teledirigido, pero nada de eso estaba. Lamentablemente, el vehículo ha aparecido en un estado completamente destruido, después de tanto tiempo bajo el agua.

Opel Frontera 2025, el regreso de un clásico de Opel convertido en SUV eléctrico

Emilia y Manolo tenían un cariño especial por este Opel Kadett, ya que fue el primer coche que compraron después de casarse e hicieron muchos viajes en él. Ahora las autoridades lo removerán del pantano, al tiempo que la Policía Local ha abierto una investigación para intentar resolver el robo ocurrido hace 27 años.

Imágenes: pantallazos 3Cat.

Dejar respuesta

Por favor, introduce tu comentario
Please enter your name here

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.