No todo el mundo puede permitirse comprar un coche clásico de lujo, pero eso no significa que no pueda ponerse a los mandos de algo que, al menos, parezca que es un coche clásico de lujo. Mitsuoka está aquí para ofrecer la solución, que tiene nombre propio, el Mitsuoka Ryugi.

El modelo es un gran desconocido en Europa, pero lo cierto es que lleva una década a la venta y, por sus 10 años, la compañía japonesa lo ha actualizado, tanto en su versión berlina como en su carrocería familiar.

Toyota Corolla 2024: ligeros cambios para el compacto híbrido

Pero, antes de nada, ¿qué es este modelo? Un recarrozado de estilo vintage bajo el que se encuentra un Toyota Corolla Axio, la versión sedán del automóvil que se vende en el mercado japonés.

Mitsuoka Ryugi

Lógicamente, lo que más llama la atención es su diseño, que intenta adaptar, con más o menos éxito, el diseño de coches clásicos a las proporciones del Corolla. Lo cierto es que hay un poco de cada representante británico, como Jaguar o Bentley.

Es el frontal lo que más destaca, con una gran parrilla cromada con lamas verticales, faros redondos y antiniebla de la misma forma. Por debajo, en el paragolpes, una voluminosa defensa también cromada cruza de un lado a otro. En la vista lateral, las llantas de radios inclinados tienen un tamaño comedido y choca el hecho de que los marcos de las ventanillas, en vez de por el cromo, opten por el color negro.

La zaga también es bastante simple, con los faros con formato alargado y vertical, mientras que se repite la defensa cromada del paragolpes.

Mitsuoka Ryugi

En el interior es todavía más obvio que el Ryugi no es un modelo de lujo, pues presenta calidades muy convencionales, mucho plástico, un cuadro de instrumentos analógico y una pantalla central de reducidas dimensiones.

Por lo que respecta a motor, el Mutsoka Ryugi emplea un sistema de propulsión híbrido que tiene como corazón un propulsor de gasolina de 1,5 litros.

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor, introduce tu comentario
Por favor ingrese su nombre aquí

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.