Hace algo más de un año, DeLorean Motor Company demandó a NBC Universal por impago de los beneficios obtenidos de ‘Regreso al Futuro’. Desde 1995, la compañía pertenece a Stephen Wynne, quien compró los derechos de la empresa y su propiedad intelectual. Esta compra incluyó todo lo relacionado con DeLorean Motor Company (DMC), también los posibles beneficios obtenidos por terceros de la venta de artículos de merchandising relacionados con DMC. Ahora, la demanda de DeLorean contra la NBC ha llegado a juicio.

La base de la demanda se remonta a los años 80 y es algo complejo de desentrañar. Básicamente, John DeLorean llegó a un acuerdo con Amblin Entertainment y Universal Pictures en 1989, por el cual los estudios entregarían el 5% de los ingresos de merchandising y acuerdos comerciales relacionados con la saga de películas de ‘Regreso al futuro’.

A juicio la demanda de DeLorean contra la NBC Universal

delorean motor company demanda nbc universal

El juez señaló que el señor DeLorean declaró y garantizó que era “el único propietario de los derechos sobre el material concedido” o que se acordó conceder y que tenía “el derecho y el poder sin restricciones para conceder los derechos sobre el Material aquí especificado».

Sin embargo, la DeLorean Motor Company original se declaró en quiebra en 1982 y algunos activos fueron adquiridos por Consolidated International. Esto incluía el «inventario restante de coches en Estados Unidos, todo el inventario de piezas y los planos y registros de ingeniería». Aunque no se mencionaron explícitamente los registros y derechos de marca, la actual DMC alega que Consolidated International «adquirió el fondo de comercio, los nombres comerciales y los derechos de distribución de DeLorean Motor Company, lo que incluía la adquisición de marcas registradas”.

Encuentran un DeLorean abandonado con apenas 1.500 km

Los predecesores de NBC Universal creían haber adquirido los derechos y permisos necesarios para utilizar el DeLorean en la famosa franquicia, así como en productos de merchandising. Esto último es el meollo del asunto y el juez señaló que «las películas tuvieron un gran éxito para NBCU, lo que impulsó su distribución continua y el uso del DeLorean DMC-12 modificado desde 1985 en diversos medios de comunicación, publicidad y la puesta a la venta de productos como ropa, arte, libros, juegos, medios de comunicación, novedades, objetos de colección, réplicas de accesorios y juguetes».

Esto desencadenó una serie de acciones y acuerdos a lo largo de los años, mientras DMCT, el patrimonio de DeLorean y la NBC Universal discutían sobre el pago de derechos, la exactitud de la contabilidad y otros asuntos. Aunque esto es sólo la punta del iceberg. El juez dictó una sentencia mixta, alegando que «DMCT ha aportado pruebas de que tiene numerosas marcas comerciales relacionadas con DeLorean» y añadió que «pruebas indiscutibles demuestran que NBCU aceptó su papel como licenciatario de las marcas de DMCT, haciendo numerosos pagos de regalías a DMCT durante varios años».

Encuentran un DeLorean abandonado con apenas 1.500 km

Además, el juez declaró que «NBCU probablemente tiene derechos de marca de derecho común relacionados con el uso del coche » visto en la película. En relación con esto último, pese a que existen diferencias significativas entre el DeLorean DMC-12 (prueba) y el coche que sale en la película, el juez apuntó que da lugar a confusión, por lo que “el Tribunal considera que sería inapropiado conceder un juicio sumario a NBCU sobre esta cuestión». En consecuencia, el caso se someterá a juicio.

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor, introduce tu comentario
Por favor ingrese su nombre aquí

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.