Carlos Sainz ha dicho adió a toda opción de ganar el Dakar 2019 tras el accidente sufrido en la 3ª etapa, la celebrada entre San Juan de Marcona y Arequipa. El madrileño ha roto la suspensión delantera izquierda de su MINI, por lo que ha tenido que esperar a la asistencia, perdiendo 4 horas 53 minutos.

La ‘mala suerte’ de Carlos Sainz

Tras lo sucedido, Sainz ha manifestado: “Estoy muy decepcionado, no pensaba tener el problema que he tenido, íbamos a un ritmo bueno, pero no atacando a fondo y nos hemos metido en una zanja, que bajo nuestro criterio, debería de haber estado marcada en el RoadBook”.

Sobre su continuará o no para ayudar a sus compañeros de equipo, el madrileño ha señalado: “Estoy un poco dolorido del cuello y mañana (hoy) decidiré si continuo para ayudar al equipo o no, dependiendo de cómo me encuentre físicamente”.

Los premios del Dakar 2018

Dejar respuesta

Por favor, introduce tu comentario
Please enter your name here

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.