Carlos Sainz afronta un nuevo Dakar. El bicampeón del mundo de rallyes tiene un nuevo reto por delante: ganar la prueba más dura del mundo con un coche electrificado, el Audi RS Q e-tron. El madrileño, que ha tenido que adaptarse a este tipo de sistema de propulsión, ha hablado sobre el nuevo paradigma del mundo de la automoción, donde el coche eléctrico es el nuevo protagonista y en el que los motores de combustión son estigmatizados.

A este respecto, el tres veces campeón del Dakar ha señalado: “Algunos políticos han tenido mucha prisa en la electrificación y hay que dejar trabajar a los ingenieros”.

Carlos Sainz posa en su despacho
Carlos Sainz en su despacho personal.

Asimismo, Sainz ha expresado que los coches no son el único factor contaminante, puesto que también existen otros: “Tiene que haber espacio también para todos. Hay que pensar que no solo son los coches, también hay más cosas: hay aviones, camiones, barcos, chimeneas, calefacciones y en ese sentido el sector no puede verse, de alguna manera, no tiene que verse puesto al límite como yo he tenido la sensación en algunas ocasiones en las que las marcas han tenido que correr más”.

Los coches de calle de Carlos Sainz: su garaje privado

El español ha añadido: “El mensaje que le llega al futuro comprador de un coche es, ¿qué hago? ¿Me espero? ¿Me van a dejar? ¿No me van a dejar? ¿Me lo compro? ¿No me lo compro? Yo creo que es muy pronto para olvidarnos totalmente (de los coches con motor de combustión) y, de hecho, yo creo que nunca se tiene que olvidar lo que ha sido el mundo del motor”, ha puntualizado el premio Príncipe de Asturias de los Deportes 2020.

El Matador ha querido dejar claro que él nunca demonizará un buen coche deportivo con motor de explosión -como podemos ver en su colección de coches de calle-, aunque también apoya la electrificación, pero sin prisa: “Sería un error demonizar el mundo del motor anterior. Las marcas están recorriendo un camino hacia la sostenibilidad. Yo no demonizaré un buen coche deportivo con motor de explosión, pero también estoy en esta otra carrera. Es el deber de todos, pero hay que tener paciencia”.

Dejar respuesta

Por favor, introduce tu comentario
Please enter your name here

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.