Los talleres tendrán que adaptarse ante el auge de los coches híbridos y eléctricos

Expertos del sector apuntaron que… 1,2 millones de unidades de la producción total mundial de 2012 tendrán tecnología híbrida. Por lo tanto, los profesionales tendrán que adaptarse a los nuevos componentes de estos coches híbridos y, ¿por qué no? eléctricos.

Para estos profesionales, el “paso del automóvil de combustión al híbrido y, finalmente, al coche eléctrico, es una realidad y en unos pocos años el parque mundial será totalmente eléctrico, aunque los procesos serán lentos y en ocasiones costosos”.

En este sentido, los expertos se refirieron a los talleres de reparación, para los que auguran un “difícil proceso de adaptación”, tanto en cuanto a electrónica como a preparación del personal.

La seguridad será otros de los retos a los que se enfrenten los talleres en su adaptación a los coches eléctricos, tanto para el conductor como para el personal de reparación, dado que se calcula que algunas baterías de coches eléctricos tendrán 400 vatios, “lo que puede provocar una descarga mortal si la manipulación no se efectúa correctamente”.

En este punto, los expertos del ramo apuntaron a la necesidad de adaptar las herramientas clásicas del taller a las nuevas tecnologías. En su opinión, trajes especiales, alfombrillas, herramientas aislantes y voltímetros serán así algunos de los elementos necesarios para la correcta manipulación del vehículo.

Dejar respuesta

Por favor, introduce tu comentario
Please enter your name here