Los restomod son restauraciones de coches clásicos añadiendo modificaciones modernas. Este tipo de trabajos han ganado popularidad en los últimos años, generalmente centrados en convertir a coches eléctricos modelos históricos de gran valor. Sin embargo, Kingsley Cars ha decidido darle una segunda vida al Range Rover Classic con un completo restomod sin rastro de baterías o cargadores.

El impresionante Renault 5 Turbo 3 ‘restomod’ de Legende Automobiles

El denominado Range Rover Classic Reborn, como se le conoce oficialmente, fue despojado de su carrocería. El caparazón recibió un completo tratamiento de restauración que garantiza que no se oxidará en un futuro. Si es necesario, el especialista reparará la carrocería y la protegerá con un sellador de juntas, revestimiento de goma y pintura de alta calidad.

Range Rover Classic Reborn

En el apartado mecánico, el restomod está disponible con dos motores diferentes. Por un lado, un V8 de aspiración natural y 4.0 litros de capacidad rediseñado que produce 220 CV de potencia. Por otro, un V8 de 4.6 litros que alcanza los 270 CV. Ambos propulsores están asociados a una transmisión automática ZF y a una caja de transferencia Borg Warner completamente reconstruida.

Kingsley Cars le da una segunda vida al Range Rover Classic con un completo restomod

Entre las opciones que ofrece Kingsley Cars a sus clientes se encuentra la posibilidad de instalar barras estabilizadoras mejoradas, un nuevo equipo de frenos con pinzas delanteras de seis pistones y traseras de cuatro, y unas llantas de aluminio forjado que reducen la masa no suspendida y agregan un punto extra de estilo.

Range Rover Classic Reborn

Hay también bastante equipamiento extra disponible. Por ejemplo, sensores de aparcamiento delantero y trasera, cámara de marcha atrás o dirección asistida eléctrica. Los faros delanteros pueden ser de LED, mientras que en el interior se puede equipar un sistema de sonido JL Audio con siete altavoces y radio digital, así como un iPad trasero integrado que ofrece funciones de entretenimiento para los pasajeros. Apple CarPlay también es una opción, al igual que la iluminación ambiental y la carga inalámbrica para smartphones.

Y en el interior, el Range Rover Classic Reborn de Kingsley Cars recibe una serie de mejoras. Se incluyen asientos calefactados con telas y pieles personalizadas, espejos eléctricos ajustables, más material insonorizante y un juego de cinturones de seguridad del mismo color que la tapicería.

Los precios para este restomod del icono de Land Rover comienza en 125.000 libras (148.300 euros). El proceso de restauración conlleva un período de tiempo de entre seis y ocho meses.

Dejar respuesta

Por favor, introduce tu comentario
Please enter your name here

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.