Un Juzgado de Madrid ha desestimado por falta de pruebas una multa por acceder a la ZBE, alegando que una simple fotografía en el expediente administrativo no acredita la sanción. Pyramid Consulting interpuso un recurso contra el Ayuntamiento de Madrid por esta práctica y denuncia que el consistorio “sigue sin aportar pruebas para acreditar las multas de las Zonas de Bajas Emisiones” de la ciudad.

A pesar de la tipología y recurrencia de este tipo de denuncias, y “de las trabas burocrácticas”, los expertos en recursos y gestión de multas de tráfico y transportes de Pyramid Consulting señalan que los Juzgados “siguen defendiendo la libertad y abogan por un procedimiento claro y con todas las garantías posibles”.

Un Juzgado de Madrid desestima por falta de pruebas una multa por acceder a la ZBE

La sentencia del Juzgado de lo Contencioso Administrativo nº 33 de Madrid alega que “la mera fotografía en el expediente administrativo no acredita la comisión de la infracción”, que no basta como prueba para justificar la denuncia, y que no demuestra que la zona en la que se produjo la infracción estaba correctamente señalizada como un área protegida con restricciones de acceso y movilidad.

Madrid activa su radar de tramo más largo, con 1.800 metros de recorrido controlado

“En la fotografía del folio 2 se ve el vehículo del recurrente circulando por una carretera, ni una sola señal de limitación de acceso en ella. No existe una panorámica de la carretera que permita comprobar el lugar de la infracción, así como las señales existentes en el mismo. Y salvo esa mera fotografía, que nada prueba, nada más consta que pueda acreditar que la zona donde se produjo la infracción estaba correctamente señalizada”, señala el juez en la sentencia.

La sentencia también especifica que “es en dicha fotografía en donde deben poder observarse todos los elementos constitutivos de la infracción, no solo el vehículo infractor, sino también la vía y las señales existentes. Y huelga decir que esta prueba de cargo no puede completarse, a posteriori, por medio de informes”.

Y añade que “no constando acreditada la correcta señalización de la zona, ni la existencia de esos carteles informativos, cabe inferir que el recurrente actuó con la creencia de que podía acceder a la vía, y que desconocía que era de acceso restringido”.

Desde Pyramid Consulting señalan que se está notificando diariamente denuncias a los conductores sin aportar pruebas de que hubiera rebasado una señalización que prohibiera el acceso a la Zona de Bajas Emisiones, generando confusión en los conductores e inseguridad jurídica.

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor, introduce tu comentario
Por favor ingrese su nombre aquí

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.