El mundo del motor cuenta con pilotos de alto calibre capaces de realizar impresionantes hazañas a los mandos de todo tipo de máquinas. Sin embargo, muchos creen que todo tiempo pasado fue mejor, tiempo en el que competían personajes tan emblemáticos como Juan Manuel Fangio, uno de los mejores pilotos de todos los tiempos.

Juan Manuel Fangio "El Chueco"

Y es que el argentino pasó a la historia después de alzarse con hasta cinco títulos mundiales, hazaña de la que no muchos pilotos pueden presumir y menos en la época en la que competía nuestro protagonista. Para lograr dicha proeza, Fangio empezó a participar en competiciones no oficiales después de sus primeras andanzas en el mundo de las cuatro ruedas como mecánico en Ford, pero no eran sus únicas virtudes.

La carta de agradecimiento que Bonnie y Clyde escribieron a Henry Ford

El motivo por el que apodaron a Juan Manuel Fangio como ‘El Chueco’

Por norma general, a Juan Manuel Fangio se le conoce por su buen hacer en el mundo de la competición, sobre todo en la Fórmula 1. Y es que el argentino pudo mostrar sus capacidades de la mano de escuderías como Ferrari, Alfa Romeo, Maserati y Mercedes, con las que consiguió 24 victorias, 35 podios, 29 pole positions y 23 vueltas rápidas en 51 Grandes Premios.

A todo esto debemos sumarle unos pasos previos en otras categorías, ya que Fangio también participó en competiciones no oficiales y tiempo después en TC (Turismos Carretera), en la que se consagró como Campeón Argentino de Turismo Carretera.

Juan Manuel Fangio "El Chueco" apodo

Sin embargo, no muchos conocen la faceta de Juan Manuel Fangio como futbolista. Así es, el argentino gozó de una corta pero intensa carrera futbolística en su juventud con la que se ganó el apodo de ‘El Chueco’. ¿El motivo? La forma de correr que tenía por la banda derecha. Y es que ‘chueco’ en argentino significa “de piernas arqueadas”.

Carlos Sainz desvela el origen del apodo ‘Matador’

Y es que Fangio fue un muy buen futbolista, que con su velocidad, su pierna derecha, la dificultad que existía para marcarle y su puntería logró, junto con su equipo, el Rivadavia, ganar cuatro campeonatos entre 1935 y 1938. Además, fue titular con la Selección Balcarceña entre 1934 y 1938.

Dejar respuesta

Por favor, introduce tu comentario
Please enter your name here

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.