ABT es conocida por llevar al límite cualquier coche que pase por sus manos y si éste tiene la buena base que tiene un Audi R8, los resultados tienden a ser como mínimo espectaculares. En este caso del laboratorio ha salido el ABT XGT, un superdeportivo pesando para entrar a circuito pero que está homologado para circular por la calle.

Si crear una preparación tomando el modelo de serie es una buena idea, todavía es mejor haberlo hecho Audi R8 LMS GT2, pues el punto de partida ya es más extremo.

PRUEBA: Audi R8 Coupé RWD

A nivel estético, todos los componentes aerodinámico que luce son idénticos a los del modelo de competición, pero suma de cosecha propia las llantas monotuerca de 19 pulgadas delante y de 20 detrás, envueltas en neumáticos Pirelli P Zero Trofeo R, y la posibilidad de personalizar a nivel cromático diversos aspectos.

ABT XGT

El habitáculo también es heredado del R8 LMS GT2, pero se han añadido elementos que lo hagan más compatible con el uso normal en la calle: aire acondicionado, controles para los retrovisores, cámara trasera, freno de mano, cuadro de instrumentos específico, etc. A este respecto, también incorpora el sistema de depósito del Audi de calle para poder repostar en gasolineras convencionales.

El motor es el de fábrica, un bloque atmosférico de 5,2 litros y 10 cilindros en ‘V’ que desarrolla una potencia de 640 CV. Se asocia con una caja de cambios automática de doble embrague siete velocidades y con un sistema de tracción trasera. No se ha desvelado su aceleración de 0 a 100 km/h, pero sí que tiene una velocidad máxima de 310 km/h.

ABT XGT

El ABT XGT va a ser un modelo bastante exclusivo, puesto que el preparador solo va a producir 99 unidades. Según la firma, todavía admite pedidos, aunque es probable que ya estén todos asignados. ¿Su precio? Solo para aquellos muy pudientes: 598.000 euros.

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor, introduce tu comentario
Por favor ingrese su nombre aquí

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.