Algunos prototipos son para ensayar ideas que luego se trasladarán a la producción, y otros, para soñar con el futuro y crear cosas radicalmente nuevas. El Renault Hippie Caviar Hotel es más bien de estos últimos. Desvelado estos días, justo antes de que se presente en el Düsseldorf Caravan Salon, lo que hace es mezclar dos mundos hoy muy de moda, pero separados: las autocaravanas y los resorts de lujo con espíritu natural y ecológico.

¿Y cómo hacer para unirlos? Pues Renault parece tener unas cuantas ideas. Por de pronto, el prototipo se basa en la nueva Trafic, en versión eléctrica (se supone que habrá una en un futuro próximo) y con carrocería bitono. La cabina y la zona de carga (convertida en una auténtica habitación de hotel) están completamente separadas, tanto física como estéticamente. Pues, mientras la primera está pintada en un color verde aguamarina llamado ‘Almond Flakes’, la segunda se viste con un gris denominado ‘Anodised Silver’.

Renault Hippie Caviar Hotel interior lifestyle

El interior de la ‘suite’, que pretende ser un ‘lounge’, toma su inspiración de los materiales que se usan en los hoteles de 5 estrellas más sostenibles: detalles en maderas exóticas, tapicería de fibras naturales (lino y algodón) y un colchón de espuma realizada con ingredientes provenientes de plantas. Esto se completa con una moqueta en amarillo pastel, pantallas y lo que parece un elegante mueble bar con puertas de vidrio.

Pero aún no hemos llegado a los dos mejores detalles. El primero es una ‘terraza panorámica’, instalada en el techo de la furgoneta, en la que pueden acomodarse dos personas. Con una mesita y dos respaldos, la marca del rombo la vende como un lugar perfecto para observar las estrellas en entornos naturales.

El segundo es que el sofá-cama se mueve. Imaginamos que sobre unos raíles, aunque el fabricante francés no especifica demasiado. De forma que puede colocarse tanto dentro de la camper por completo como parcialmente fuera, con el portón trasero abierto. En esta que ellos llaman la ‘posición de contemplación’, vemos unas cortinas como de cama balinesa, para dar algo de privacidad al ocupante.

Por último, y ya en el terreno de la pura imaginación, el Renault Hippie Caviar Hotel contaría con una serie de servicios dignos de un resort. En primer lugar, como no tiene baño, iría acompañado de un ‘contenedor logístico’, con water y ducha, que también serviría de cargador para la batería de la furgoneta eléctrica (de cuya capacidad, por cierto, no se dan detalles). Este se enviaría allí donde te instalases a pasar la noche. También habría un ‘conserje virtual’, que te traería cualquier cosa que necesitases por medio de un dron. Así que la idea hippie de libertad se vería un poco comprometida, porque tendrías que comunicar tu posición constantemente. Pero todo sea por el lujo.

Dejar respuesta

Por favor, introduce tu comentario
Please enter your name here

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.