Audi e-tron Sportback Concept: en el Salón de Shanghái

Audi e-tron Sportback Concept

El Salón de Shanghái 2017 está resultando ser una de las citas con mayor número de novedades, en cuanto a prototipos se refiere, en lo que va de año. Entre todos éstos, y ya van unos cuantos, destaca el Audi e-tron Sportback Concept, el último prototipo que suma a la familia de vehículos eléctricos e-tron de Audi, un SUV de corte coupé que la compañía alemana pretende lanzar en su versión de producción al mercado en 2019.

Con una longitud de 4,90 metros, una anchura de 1,98 metros y una altura de 1,53 metros, así como una distancia entre ejes de 2,93 metros, el e-tron Sportback Concept se encuentra en el mismo segmento que el BMW X6 y el Mercedes GLE Coupé. En el frontal destacan elementos como un grupo óptico de LED muy afilado, los anillos de logotipo iluminados, una parrilla completamente cerrada con el contorno en negro y parachoques deportivo en su parte inferior.

Trasera Audi e-tron Sportback Concept

Este toque deportivo también se deja ver en la parte inferior de las puertas y en el parachoques trasero, mientras que los faros de la parte posterior se unen por una franja de luz. Los espejos retrovisores han sido remplazados por cámaras de vídeo, lo que supone, además de una ventaja tecnológica, una mejora en el flujo de aire y la reducción de los ruidos producidos por el viento a altas velocidades. Los amplios pasos de rueda con el característico recubrimiento de los crossovers, la ausencia de tiradores en las puertas y las enormes llantas de 23 pulgadas y seis radios son el remate final.

La cabina del Audi e-tron Sportback Concept cuenta con cuatro asientos con un diseño característico, líneas marcadas, un volante de tres radios con el logo nuevamente iluminado, una pantalla de información de gran tamaño que se incorpora en el centro del salpicadero y diversas pantallas táctiles situados inmediatamente por debajo de ésta.

Interior Audi e-tron Sportback Concept

Mecánicamente, el nuevo concept car de Audi equipa tres motores eléctricos, uno montado en el eje delantero y dos en la parte posterior, que funcionan conjuntamente para entregar una potencia combinada de 429 CV en las cuatro ruedas, la cual puede llegar incluso a los 496 CV con el modo boost activado. Tal explosión de energía permite un paso de cero a 100 km/h en 4,5 segundos, mientras que la batería de iones de litio con una capacidad de 95 kWh garantizan un rango de autonomía de más de 500 kilómetros según los cálculos del NEDC.

Dejar respuesta

Por favor, introduce tu comentario
Please enter your name here

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.