El fabricante estadounidense introduce el Mustang Mach-E, el primer SUV y el primer modelo eléctrico en los 55 años de historia del Ford Mustang. Un vehículo que ha debutado recientemente en Los Ángeles (California, EE.UU.) con un aspecto exterior inspirado en sus hermanos de gama y una oferta de sistemas de propulsión eléctricos con hasta 459 CV (342 kW) de potencia y autonomías de más de 482 kilómetros.

Dejando a un lado su parecido con la gama Mustang, el nuevo Mustang Mach-E es un todocamino con una línea exterior musculosa y deportiva. Su frontal, que prácticamente carece de entradas de aire, luce el logo del mítico ‘pony car’ en una parrilla flanqueada por unos faros de ledes de diseño afilado. En la vista lateral destaca el parabrisas, mucho más inclinado que en otros SUV; y la línea de techo descendente.

Mustang Mach-E trasera

Otro detalle diferente son los tiradores de las puertas, que quedan ocultos para mejorar la aerodinámica y el diseño. En la zaga, nos encontramos de nuevo con unos grupos ópticos inspirados en los de los Mustang convencionales, que están ubicados en un portón que da acceso a uno de los dos maleteros con los que cuenta el Ford Mustang Mach-E (oficialmente se llama Mustang Mach-E). Estos, por cierto, ofrecen 136 litros en el caso del delantero y nada menos que 821 litros en el trasero, que pueden incrementarse hasta los 1.688 litros si abatimos los respaldos traseros.

Y si el exterior del nuevo SUV eléctrico de Ford sorprende, espera a ver cómo es el habitáculo. Porque el salpicadero está dominado por dos grandes pantallas, una de 10,2 pulgadas que hace las veces de cuadro de mandos y otra de nada menos que 15,5 pulgadas ubicada en el centro y en posición vertical. Las líneas interiores son sencillas, limpias y modernas, una característica que se combina con mucha tecnología.

Cinco variantes para el Mustang Mach-E

Mustang Mach-E frontal

En el momento de la presentación del nuevo Mustang Mach-E, Ford anuncia que el modelo llegará con cinco versiones diferentes. La versión de acceso se denomina Select y cuenta con una batería con 75,7 kWh de capacidad y puede ser tracción trasera con un único motor con 259 CV (190 kW) y 414 Nm de par o tracción total con dos motores que producen idéntica cifra de potencia pero 565 Nm de par.

El primero puede pasar de 0 a 96 km/h (de 0 a 60 millas por hora) en unos seis segundos y ofrece una autonomía de unos 370 km; el segundo logra acelerar en unos cinco segundos y anuncia una autonomía de 338 km. En cuanto al precio, en Estados Unidos la variante de tracción trasera partirá de 43.895 dólares.

Mustang Mach-E habitáculo

El siguiente escalón está representado por el Mustang Mach-E Premium, que será el primero que estará disponible a comienzos de 2020 junto con la edición especial de lanzamiento First Edition. El Premium parte de 50.600 dólares y se podrá elegir con la mencionada batería de 75,7 kWh y con otra de más capacidad, con 98,8 kWh. También será posible seleccionar versiones de tracción trasera (con 286 CV, 414 Nm y una autonomía de al menos 483 km) y de tracción a las cuatro ruedas (con 338 CV, 565 Nm y al menos 435 km de alcance).

La otra versión disponible con al menos 483 km de autonomía es el Mustang Mach-E California Route 1, que solo se ofrece con la batería de 98,8 kWh y en versión de propulsión. Este tiene un precio de partida de 52.400 dólares, bastante menos que los 59.900 dólares del Mustang Mach-E First Edition, la edición especial de lanzamiento. Esta también cuenta con la batería ‘grande’ pero, al contrario de lo que sucede con el California Route 1, solo está disponible con tracción integral.

Mustang Mach-E maletero delantero

Por último y como tope de gama por ahora, encontramos al Mustang Mach-E GT, que partirá de 60.500 dólares. Por ahora no se conocen los detalles definitivos de esta variante, pero se cree que producirá unos 465 CV y 830 Nm de par, con un paso de 0 a 96 km/h de unos tres segundos y una autonomía de alrededor de 378 km.

En cuanto a la recarga de las baterías, Ford dice que el Mustang Mach-E puede sumar unos 35 km de autonomía por cada hora que esté conectado a una toma de 240 V con el cargador de serie. Con el sistema opcional Ford Connected Charging Station, que también emplea 240 V, ese dato aumenta hasta 51 kilómetros por hora. Y si se emplea un cargador rápido de 150 kW, es posible pasar de un 10 a un 80% de carga en tan solo 38 minutos.

Dejar respuesta

Por favor, introduce tu comentario
Please enter your name here

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.