Prueba Porsche 911 991 GT3 RS

PRUEBA: Porsche 911 GT3 RS en Le Mans

Por suerte o por desgracia, no todos los días se prueba un Porsche 911 GT3 RS en el Circuito de Le Mans. El maridaje no podría ser mejor: el nueveonce más puro en el trazado más mítico. Su impresionante estampa y su motor atmosférico 4.0 de 500 CV, en peligro de extinción, me esperan… ¡Es un sueño de película!

Como decía Calderón de la Barca, “los sueños, sueños son”, pero algunas veces esos deseos se cumplen. Siempre he fantaseado con pilotar un Porsche 917 en el trazado más mítico del mundo: el Circuito de la Sarthe. Steve McQueen tiene gran culpa de ello. Como te comentaba, si anhelas algo con mucha fuerza puede llegar a hacerse realidad. En mi caso ha sido la compañía de Stuttgart, y no la intensidad de mis plegarias, la que me ha dado la oportunidad de poder pisar parte de la pista donde se desarrolla la carrera más legendaria e importante del mundo, las 24 Horas de Le Mans, además de la herramienta perfecta a probar: el Porsche 911 GT3 RS 2015.

prueba nuevo Porsche 911 991 GT3 RS

Seis y media de la mañana. Abro la ventana de la habitación del hotel en el que estoy alojado y veo, al fondo, la catedral de Saint-Julien de Le Mans. Preciosa, pienso entre bostezos, pero en realidad el templo que deseo visitar es el circuito de Bugatti, otro santuario de culto al que multitud de fieles de todo el mundo se desplazan para venerar esta sagrada religión que es el motor.

Tras veinte minutos de trayecto que se me hacen eternos, llegamos al trazado francés. Enfrente del Centro Porsche, situado entre la curva Du Pont y el Circuito Alain Prost de karting, se encuentran multitud de Porsche de todos los tipos y colores. Más de 5.000 CV apostados para mi uso y disfrute. Sé que estoy en el sitio adecuado. Pero mi sentido de la vista es muy selectivo y solo enfoca uno, el 991 GT3 RS. Cual aparición, este vehículo, el más bruto de los nueveonce hasta la llegada del 911 GT2 RS 2018, también el más puro, nubla al resto de sus hermanos. Pero es que no es para menos. Su impresionante imagen llama la atención a propios y extraños. Las branquias integradas en los pasos de rueda frontales, las anchas vías y el alerón trasero de enorme tamaño son más atractivos que un cualquier complemento con transparencias de la firma Victoria Secret… o no.

probando el Porsche 911 GT3 RS en el Circuito de Bugatti

Abro la puerta y me acomodo en el deportivo, aunque no sin dificultad debido a su arnés de cinco puntos y a sus estrechos asientos. Giro la cabeza y lo que veo es una imponente jaula de seguridad y un extintor; también la preinstalación para el cortacorrientes. Sin duda estoy en un auténtico coche de carreras legal para circular fuera del circuito. Recuerdo las palabras que me dijo Philippe, instructor de la escuela, mientras probaba minutos antes el Cayman GT4: “Es más efectivo que el 911 GT3 Cup anterior”. WOW. ¡Como ansiaba echarte el guante, maldito!

Comienzo la prueba del Porsche 911 GT3 RS

Solo escucho el latido de mi corazón hasta que al arrancar su motor atmosférico de 4,0 litros y 500 CV, el bendito y atronador sonido que produce me impide oírlo. Con el pie a tabla, mientras que mi cuerpo empieza a sufrir escalofríos de placer, mi cabeza es consciente de que su aceleración es una locura, una bendita locura. Con él devoro por primera vez la recta de meta del circuito y, aunque estoy muy concentrado, no puedo evitar mirar por el rabillo del ojo la tribuna principal a más de 200 km/h, 110 km/h menos de su velocidad punta. ¡Cuántas veces la habré visto por televisión y ahora soy yo el que la deja atrás! Subo y bajo de marcha a golpe de leva. El cambio PDK de siete velocidades realiza las transiciones con una rapidez pasmosa, pero también sin disimular lo más mínimo su trabajo, porque me brinda unos gratos zarandeos.

Prueba Porsche 911 GT3 RS 991

Durante la prueba, el Porsche 911 GT3 RS 2015 pasa por curva a una velocidad endiablada, totalmente plano y frena como si no hubiese un mañana gracias a sus discos carbocerámicos (de 410 mm los delanteros y 390 mm los traseros). Lo compruebo al bajar el ritmo para afrontar la famosa chicane del puente Dunlop. Sí, algunos sueños se cumplen, pienso a la vez que esbozo una sonrisa cuando veo la aguja superar las 8.000 rpm…

Como dice Michael Delaney en la película: “Correr es vida. Todo lo que ocurra antes o después es una espera”. Pues la espera, sin lugar a duda, ha merecido la pena.

Prueba Porsche 911 GT3 RS 2015

  A destacar   A mejorar
Coche de carreras legal para la calle Unidades limitadas y vendidas
Prestaciones y respuesta Precio
Imagen
Ficha técnica Porsche 911 GT3 RS 2015
Motor Cilindrada 3.996 cc
Motor 6 Bóxer
Potencia máxima 500 CV / 8.250 rpm
Par máximo 460 Nm / 6.250 rpm
Transmisión Caja de cambios Automática, 7 velocidades
Tracción Trasera
Suspensión Delantera Tipo McPherson / Resorte helicoidal / Barra estabilizadora
Trasera Paralelogramo deformable / Resorte helicoidal / Barra estabilizadora
Dimensiones Longitud 4.545 mm
Anchura 1.880 mm
Altura 1.291 mm
Distancia entre ejes 2.456 mm
Alimentación Tipo de alimentación Inyección directa. Admisión Variable
Peso Peso 1.495 kg
Prestaciones Velocidad máxima 310 km/h
Aceleración 0-100 km/h 3,3 seg
Consumos Urbano 19,2 l/100 km
Extraurbano 8,9 l/100 km
Combinado 12,7 l/100 km
Emisiones Emisión CO2 296 g/km
Precio Precio final 208.509 euros
Resumen
Fecha de la prueba
Coche probado
Hugo Valverde
Calificación
51star1star1star1star1star

Tags

Noticias relacionadas

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.

Si desea obtener información sobre definición de cookies en internet pinche aquí.

ACEPTAR
Aviso de cookies