prueba-mitsubishi-outlander-phev-2016-PORTADA

PRUEBA: Mitsubishi Outlander PHEV 2016

Tras haber probado el Mitsubishi Outlander PHEV 2016 por las calles y carreteras de Valencia durante la primera toma de contacto, ahora pasamos una semana conduciendo el más reciente restyling que ha recibido el todocamino híbrido enchufable japonés. Es una interesante alternativa a los SUV con sistemas de propulsión tradicionales, pues ofrece una potencia combinada de 203 CV y una autonomía en modo eléctrico de hasta 52 kilómetros, con un consumo medio oficial de tan solo 1,8 l/100km. Y todo por un precio que arranca en los 34.270 euros con todos los descuentos y promociones aplicados (hasta finales de abril).

Las calles y carreteras de Valencia fueron el lugar elegido para nuestra primera prueba del Mitsubishi Outlander PHEV 2016, una toma de contacto que nos sirvió para conocer los principales cambios introducidos con el más reciente restyling recibido por el SUV híbrido enchufable. Ahora, unos meses más tarde, realizamos una prueba en profundidad con esta interesante alternativa a los todocaminos con sistemas de propulsión tradicionales, un vehículo que ofrece una potencia combinada de 203 CV, una autonomía en modo eléctrico de 52 kilómetros y todo con unos consumos oficiales de tan solo 1,8l/100km.

No te pierdas: Prueba del Mitsubishi Outlander PHEV prerestyling

Si quieres saber qué nos ha parecido el SUV híbrido enchufable más asequible del mercado tras haber pasado una semana conduciéndolo, puedes pinchar en este enlace. Mientras tanto, te dejamos con las impresiones que nos causó durante el primer contacto por las carreteras de la costa levantina. He de reconocer que desde que tuve conocimiento de la existencia del Mitsubishi Outlander PHEV 2016 siempre quise ponerme a los mandos y comprobar todo lo que ofrece la firma de los tres diamantes en el más reciente restyling. Aunque es cierto que mi interés se centraba en su extendido rango de autonomía totalmente eléctrica, su sistema de propulsión híbrido y los consumos oficiales arrojados por Mitsubishi. Vuelvo con buen sabor de boca en esta primera toma de contacto. Los japoneses cuentan con un buen producto entre sus filas.

prueba-mitsubishi-outlander-phev-2016 (14)

Como ya anunció un compañero durante la presentación: ‘El Outlander PHEV 2016 es el coche que marca el resurgir de Mitsubishi‘. ¿Qué cambios presenta el restyling en términos estéticos? Un nuevo frontal que otorga presencia al vehículo, compuesto por una parrilla cromada oscura, nuevas molduras en el parachoques, las molduras de los antiniebla, que pasan a ser negro brillo, y los destacados detalles cromados del frontal ‘Dynamic Shield’ de la gama Outlander. Estrena nuevas llantas de aleación de 18 pulgadas, nuevas taloneras, paragolpes trasero color carrocería y una antena de aleta de tiburón.

Damos el salto al interior del Mitsubishi Outlander PHEV 2016 que he probado. En él también apreciamos importantes cambios, en especial en términos de insonorización. Los asientos de nuevo diseño estrenan tapicería de cuero Confort Tech, el nuevo volante multifunción, que reproduce el diseño del frontal y es calefactable, y la rediseñada consola central. El nuevo Outlander recibe más de cien mejoras dirigidas a reducir el nivel de NVH (ruidos, vibraciones y asperezas), algo que he podido comprobar desde el primer momento en el que cerré la puerta. Una sensación similar a entrar en otra atmósfera de silencio, en especial en movimiento.

prueba-mitsubishi-outlander-phev-2016 (57)

Ya en el apartado mecánico, el Mitsubishi Outlander PHEV 2016 de mi prueba cuenta con un motor de 2.0 litros gasolina de aspiración natural que entrega 121 CV y 190 Nm de par. En el tren delantero también encontramos un propulsor eléctrico con una capacidad de 82 CV y 137 Nm de par, mientras que en el trasero se sitúa otro motor eléctrico con 82 CV y 195 Nm de par. Ambos están alimentados por unas baterías de ión litio de 12 kWh que requieren de 5 horas para una carga completa en una red eléctrica domestica, mientras que una carga rápida (80% del total) podrá realizarse en apenas 30 minutos.

La potencia conjunta del nuevo Mitsubishi Outlander PHEV es de 203 CV, la cual se envía al sistema Super All Wheel Control de tracción integral a través de una caja de cambios automática con posición B que controla hasta seis modos de frenada regenerativa. ¿Qué nos deja esto en términos de cifras y autonomía? Un total de 52 kilómetros en modo totalmente eléctrico a velocidades de hasta 120 km/h, una autonomía total de 818 kilómetros, un consumo en ciclo combinado de 1,8 litros a los 100 km y unas emisiones combinadas de 42 gr/km.

No te pierdas: Ponemos a prueba el Mitsubishi L200 2016

El Outlander PHEV 2016 de esta prueba permite dos modos de gestión de energía. Por un lado tenemos el modo ‘Charge’, el cual permite que el motor de gasolina recargue la batería desde el momento en el que lo conectamos y hasta que se ha completado su carga, algo que nos llevará unos 35-40 minutos según Mitsubishi. Por otro lado, tenemos el modo ‘Save’, el cual conserva la carga de la batería para su posterior uso. Este modo hace que el motor de gasolina o combustión trabaje para evitar que la batería se descargue.

prueba-mitsubishi-outlander-phev-2016 (59)

Otras mejoras técnicas que ha experimentado el Outlander PHEV 2016 gracias al restyling es una reducción de las emisiones de CO2 de 44 a 42 gr/km, una reducción del consumo medio de 1,9 a 1,8 litros/100 km y una reducción del consumo mixto sin influencia de la batería desde 5,8 a 5,5 litros/100 km. Se ha mejorado el ruido aerodinámico con una pérdida de hasta 5 decibelios, se han añadido refuerzos adicionales en la carrocería y se ha optimizado la suspensión para reducir el nivel de NVH.

La toma de contacto en carretera, autovía y ciudad con el Mitsubishi Outlander PHEV 2016 ha sido breve pero me ha servido para conocer el gran potencial con el que cuenta el SUV híbrido de la firma asiática. Los niveles de ruido son muy reducidos y permite apreciar otros aspectos del entorno. El rendimiento de su mecánica es acorde a su características, pero lo que realmente sorprende es el consumo en ciclo combinado. Con el nivel de carga de la batería completa es fácil registrar los consumos oficiales y, una vez has agotado la batería (cuenta con frenada regenerativa y carga por inercia), los consumos no son mucho más elevados.

prueba-mitsubishi-outlander-phev-2016 (66)

Hagamos un inciso para hablar del nivel de equipamiento. El nuevo Outlander PHEV tan solo cuenta con un acabado –Kaiteki-, el cual incluye todo de serie, como la cámara 360º con vista de pájaro, el asistente de aparcamiento, los faros LED delanteros, el volante calefactado o el sistema de infoentretenimiento. También está disponible el control de velocidad de crucero adaptativo (ACC), el sistema de mitigación de colisión frontal (FCM), el sistema de alerta de salida de carril (LDW) y el sistema de mitigación de aceleración no intencionada (UMS).

Y todo este nivel de equipamiento, su mecánica y características están disponibles por un precio de 35.020 euros (34.270 euros hasta el 30/04/2016) Este precio desglosado nos arroja un PVP que llega a los 47.695 euros, pero que, gracias a descuentos y promociones, como el que hace la marca de 8.975 euros o el correspondiente de 3.700 por el Plan MOVEA del Gobierno, se queda en los 35.020 euros anunciados inicialmente. Podemos sumar los cinco años de garantía del vehículo y los ocho años para las baterías.

prueba-mitsubishi-outlander-phev-2016 (40)

Esperamos poder realizar más adelante una prueba en profundidad del Mitsubishi Outlander PHEV 2016, pero esta primera toma de contacto me deja con muy buenas vibraciones, reflexionando sobre el comentario del compañero en la presentación y valorando el potencial del producto con el que cuenta Mitsubishi. Una interesante alternativa de movilidad que combina los atributos tan demandados de los SUV y crossovers, al mismo tiempo que una preocupación por la eficiencia y el rendimiento híbrido.

Prueba del Mitsubishi Outlander PHEV 2016 (por Nacho de Haro)

Unos meses después de la primera toma de contacto que realizó mi compañero Aarón, pongo a prueba el Outlander PHEV 2016 en los mismos recorridos en los que habitualmente compruebo las cualidades y defectos de los modelos que pasan por nuestra sección de pruebas. Pero antes de contarte qué me ha parecido, los consumos que he obtenido y los aspectos que más y menos me han gustado, he de reconocer que el salto que ha experimentado en muchos aspectos este modelo con respecto a su antecesor hacen que sea todavía más interesante.

Exteriormente, el nuevo Mitsubishi Outlander PHEV luce una imagen más atractiva gracias, entre otras cosas, a que su frontal ha recibido las claves estéticas de otros modelos de la firma japonesa, con un paragolpes delantero, una parrilla y unos faros de nuevo cuño. Los cambios exteriores se redondean con una zaga en la que destaca el renovado paragolpes y los pilotos, con la nueva antena de tipo ‘aleta de tiburón’, con el listón cromado que recorre la parte inferior de las puertas y con las llantas de aleación de 18 pulgadas (calzadas con neumáticos en medida 225/55 R18).

prueba-mitsubishi-outlander-phev-2016 (37)

Pueden parecer pocas novedades, pero no solo los únicos cambios que ha recibido el modelo. El habitáculo del Mitsubishi Outlander PHEV 2016 también es ligeramente diferente con respecto al de su antecesor (imagen), con una consola central rediseñada en su parte inferior y un volante multifunción con nuevos controles y cuatro radios en lugar de tres. Lo que no cambia es su excelente habitabilidad, con abundante espacio para los cinco ocupantes que puede transportar y un maletero con una capacidad de casi 500 litros al que, por cierto, se accede a través de un portón de accionamiento eléctrico.

Lo que sí debes tener en cuenta es que el Outlander PHEV, a diferencia de lo que sucede con la versión convencional del modelo, únicamente está disponible con cinco asientos y no con siete. La culpa es del sistema híbrido, pues el motor eléctrico que se encarga de propulsar las ruedas traseras impide que se puedan colocar las dos plazas adicionales en el maletero y además, también imposibilita que pueda equipar una rueda de repuesto, que ha sido sustituida por un kit para reparar pinchazos.

prueba-mitsubishi-outlander-phev-2016 (1)

Pero vamos a lo que interesa, saber qué tal se comporta el actualizado Mitsubishi Outlander PHEV en el día a día. Lo primero que destaca todo aquel que se sube en este todocamino es su bajo nivel de ruido, lo que hace que rodar con este modelo sea especialmente agradable. Es uno de los aspectos que la marca asegura haber mejorado y lo cierto es que se nota desde los primeros metros y, sobre todo, cuando demandamos la máxima capacidad de aceleración. En esta situación, el motor de combustión se pone en marcha, pero su sonido llega mucho más filtrado que antes al habitáculo.

También se han reducido las vibraciones que llegan al interior del todocamino híbrido enchufable de Mitsubishi, que ahora son prácticamente nulas, lo que se traduce en una experiencia de conducción más confortable. La suspensión es blanda y filtra muy bien las irregularidades de la calzada, pero al mismo tiempo, impide que la carrocería balancee en exceso. De cualquier forma, debes saber que este coche no está pensado para practicar una conducción espirituosa, pues apuesta claramente por el confort y además, en esa situación no sacarás partido a su sistema de propulsión.

prueba-mitsubishi-outlander-phev-2016 (4)

Un sistema que es ideal para aquellos que circulen habitualmente por zonas urbanas y que, en momentos puntuales, realicen algún que otro viaje por carretera. Esto es muy importante, ya que si tus desplazamientos en el día a día incluyen muchos kilómetros por vías rápidas, quizá te interese más el Outlander con motorización diésel, con el que conseguirás unos consumos de carburante más contenidos. Te explico por qué.

Con su batería de 12 kWh de capacidad (de los cuales utiliza 8 kWh para garantizar la longevidad del conjunto), el Mitsubishi Outlander híbrido enchufable ofrece una autonomía máxima oficial de 52 kilómetros en modo 100% eléctrico. Eso es en teoría, porque en la práctica te resultará realmente complicado superar los 33 kilómetros empleando la electricidad como única fuente de propulsión. Y una vez que se agota la carga, el consumo de carburante se dispara.

prueba-mitsubishi-outlander-phev-2016 (53)

Por eso digo que se trata de un coche ideal para los que circulan principalmente por ciudad, pues en esa situación rara vez realizarás más de 30 kilómetros en un único trayecto, por lo que podrás completar el recorrido sin utilizar una sola gota de combustible y de forma más económica, pues la marca asegura que tan solo son necesarios 2,71 euros para completar 100 kilómetros en modo eléctrico (con una tarifa eléctrica normal), un precio que la versión diésel simplemente no puede igualar. Sin embargo, una vez que se agota la carga, el consumo medio del híbrido se dispara sin problemas por encima de los 9l/100km.

Si lo pretendes utilizar en ciudad principalmente, con escapadas puntuales a lo largo del año, esto no debería ser un problema. El bajo nivel de gasto que obtendrás en el día a día compensa de largo el extra que supone utilizar este coche en desplazamientos largo en los que llegues a agotar la carga de la batería. Además, como se trata de un híbrido enchufable, el Mitsubishi Outlander PHEV 2016 se beneficia de ventajas como la posibilidad de aparcar en zonas de estacionamiento regulado sin pagar, por ejemplo. Y en el caso de ciudades como Madrid, que aplican restricciones de tráfico cuando los niveles de contaminación son elevados, siempre podrás acceder al centro.

prueba-mitsubishi-outlander-phev-2016 (78)

Otro punto destacable del Outlander PHEV es que de serie equipa una conexión de carga rápida CHAdeMO, además de la convencional. Con esta última son necesarias unas cuatro horas para realizar una recarga completa, mientras que con la conexión rápida el tiempo se reduce a 30 minutos para alcanzar un 80% del total. Eso sí, la marca, como sucede habitualmente, no recomienda la utilización de este sistema ya que reduce la vida útil de la batería. Y ya que menciono la vida útil, destacar que la batería tiene ocho años de garantía (o 160.000 kilómetros) y que además, en caso de fallo es posible sustituir los módulos defectuosos, por lo que no es necesario cambiar el conjunto completo.

Si no quieres (o puedes) enchufarlo de forma habitual, ofrece otras fórmulas para cargar la batería, aunque eso sí, son mucho menos económicas. La primera de ellas es utilizando el motor térmico 2.0 de 121 CV como generador (lo hace de forma automática cuando detecta que la carga es baja, aunque también puedes ordenar al sistema que recargue así presionando el botón ‘Charge’). La segunda opción, en la que aprovecha las frenadas para recuperar la energía, no es tan efectiva, pero sí resulta muy práctica.

prueba-mitsubishi-outlander-phev-2016 (10)

Y es que, además de hacerlo de forma automática cuando levantamos el pie del acelerador, es posible variar el nivel de retención (y por ende, de recarga) empleando las levas fijas que hay detrás del volante. En total, ofrece seis niveles de retención diferentes, que van desde el B0, en el que el coche circula como si fuésemos en punto muerto cuando no aceleramos (lo que se suele decir como ‘circular a vela’), hasta el B5, en el que los motores eléctricos actúan a máxima capacidad como generadores. En este último caso, prácticamente no es necesario frenar, pues la capacidad de deceleración es muy elevada.

En definitiva, el Outlander PHEV 2016 de la prueba me ha gustado mucho por las posibilidades que ofrece su sistema de propulsión, por lo bien equipado que viene de serie (de hecho, no hay posibilidades de montar equipamiento opcional) y por su confortable y agradable comportamiento. No me sorprende, por tanto, que este coche sea el vehículo híbrido enchufable más vendido de España y de Europa.

A destacar A mejorar
Precio y equipamiento Depósito de gasolina pequeño
Suavidad de funcionamiento  Consumo una vez agotada la batería
Consumos  Sistema multimedia poco intuitivo
Ficha técnica Mitsubishi Outlander PHEV
Motor Cilindrada 1.998 cc
Cilindros 4 en línea
Potencia Máxima 121 CV / 4.500 rpm
Par Máximo 190 Nm / 4.500 rpm
Transmisión Caja de Cambios Automática con frenada regenerativa
Tracción Total – Super All Wheel Control
Suspensión Delantera McPherson con estabilizadora
Trasera Multi-link con estabilizadora
 Dimensiones Longitud 4.695 mm
Anchura 1.800 mm
Altura 1.710 mm
Distancia entre Ejes 2.670 mm
Alimentación Tipo de Alimentación Inyección multipunto
Peso Peso 1.845 kg
Prestaciones Velocidad Máxima 170 km/h
Aceleración 0-100 km/h 11 seg
Consumos Carga mínima 5,5 l/100 km
Carga completa 0,0 l/100 km
Combinado 1,8 l/100 km
Emisiones Emisión CO2 42 g/km
Precio Precio final 47.695 euros (34.270 euros con las promociones disponibles hasta el 30/04/2016)

Fotos: Álex Aguilar

Imágenes oficiales Mitsubishi Outlander PHEV 2016

Tags

Noticias relacionadas

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.

Si desea obtener información sobre definición de cookies en internet pinche aquí.

CERRAR