Prueba Audi Q5 2017

PRUEBA: Audi Q5 2017

El calor de Cabo San Lucas, México, me ha permitido probar el Audi Q5 2017. A primera vista es realmente parecido con la segunda generación, aunque que no te engañe. El motor elegido ha sido el 2.0 TFSI de 252 CV, que me ha servido para probar la sorprendente suspensión quattro ultra.

Me he desplazado a Cabo San Lucas, México, para probar el Audi Q5 2017, la segunda generación del famoso SUV. Para llevar a cabo la presentación internacional dinámica del modelo, la firma de los cuatro aros ha elegido el ‘País de las Maravillas’ porque es allí, concretamente en la planta de San José Chiapa, dónde se produce el nuevo vehículo alemán.

A primera vista me llama la atención como exhibe unas líneas mucho más definidas respecto a las del todocamino que sustituye, algo que también hemos visto en los últimos modelos no solo de Audi, sino también en los del resto de fabricantes que conforman el Grupo Volkswagen.

Audi Q5 2017 2.0 TFSI de 252 CV en el color Navarra Blue

Las líneas del capó son más afiladas (puedes verlo en este vídeo), algo que define el carácter del vehículo desde su parte frontal, gracias a los juegos de luz y las sombras logradas, aspecto que destacaría del diseño del nuevo SUV. Por su parte, los faros presumen de un diseño actualizado y de tecnología ultramoderna apoyada en LED. Entre ellos se sitúa la típica parrilla singleframe, elemento que esconde unas ‘persianas’ que se abren y se cierran dependiendo de la demanda de refrigeración del propulsor, mejorando la resistencia aerodinámica -cuenta con un coeficiente Cd de tan sólo 0.30- y, por tanto, el consumo.

No te pierdas: prueba Audi SQ7, ¡con 900 Nm de par!

El Audi Q5 2017 mide 4,66 metros de longitud, 1,89 metros de anchura y 1,66 metros de altura, por lo que es más alto, pero igual de largo y ancho que su predecesor. Se ha intentado conferirle más anchura con detalles como la extensa tercera luz de freno o la linea de cintura, que se extiende desde sus laterales hasta recorrer toda la parte posterior. Precisamente la zaga es la que porta una imagen muy limpia, sencilla. Los pilotos me fascinan, me parecen extraordinarios. Con su diseño y su tecnología LED -no monta 100% diodos, como sí lo hace el Audi TT– consiguen un efecto 3D. Llaman mucho la atención sus intermitentes dinámicos, que son de serie en las ediciones design y S line.

Interior del Audi Q5 2017 2.0 TFSI de 252 CV

Los escapes son realmente embellecedores, como viene siendo habitual en muchos fabricantes; solo hay que echar un vistazo a la prueba del Mercedes GLC Coupé.

Aprieto un botón y como por arte de magia se abre el portón del maletero. Éste me ofrece un espacio de carga de 550 litros, 10 más que el Q5 anterior. Abato los respaldos de los asientos posteriores tocando otro pulsador -también se puede hacer la maniobra desde la misma plaza- y la capacidad aumenta a 1.550 litros, aunque la superficie no es totalmente plana. Y bajo el piso, una rueda de repuesto, no de tamaño completo, que esconde un Subwoofer de la firma Bang & Olufsen.

El calor que hace en el exterior no me distrae de los materiales consistentes que encuentro en el interior. Tampoco del Audi virtual cockpit, que es opcional y que presenta la información de una forma muy clara en su pantalla de 12,3 pulgadas. Ésta puede ser mostrada de dos formas: una más clásica, compuesta por los típicos relojes circulares y una más moderna, donde el mapa del sistema de navegación es el auténtico protagonista. Completa el equipo una pantalla de 8,3 pulgadas, que no es táctil y que se controla desde el touchpad integrado en el mando pulsador giratorio que está ubicado en la consola central.

Plazas traseras del Audi Q5 2017 partidas en tres y abatibles con tan solo tocar un botón

El nuevo Audi Q5 de la prueba está asentado sobre la última plataforma modular, con lo que su distancia entre ejes es de 2,82 metros, ganando 10 mm que están destinados a los pasajeros de las plazas posteriores. Existe mucho espacio para las piernas; también porque han jugado introduciendo formas cóncavas en los respaldos de los asientos delanteros. Asimismo, el espacio para los hombros y para la cabeza es satisfactorio.

Prueba Audi Q5 2017 2.0 TFSI de 252 CV

La aceleración del motor 2.0 TFSI no está mal. Además, su carrocería es más ligera, a pesar de la multitud de componentes tecnológicos que equipa -es una de las marcas con la tecnología más avanzada en prevención de accidentes y en conducción semiautónoma-. Influye mucho el sistema quattro ultra, de serie en las versiones 2.0 TDI con 163 CV y 190 CV, así como en el 2.0 TFSI de 252 CV, que me ha dejado sorprendido por el trabajo que realiza. Mecánicamente no es tan complejo, realmente solo son dos diferenciales, uno delante y otro detrás. Lo impresionante es la tecnología que se ha usado: algoritmos que se encargan de predecir lo que va a ocurrir. Toma muchas variables, pero la que más me ha llamado la atención es la que tiene en cuenta el tipo de conducción que realiza el piloto. Si estoy pisando todo el tiempo sin reparo el pedal del acelerador, el sistema asume que soy un conductor ‘dinámico’. En base a eso, tendrá en cuenta el tipo de modo que he seleccionado. También considera las condiciones de la calzada, no solo si esta rota o en perfecto estado, sino cuando, por ejemplo, las ruedas pasan del asfalto seco a una capa de hielo, y ese trabajo lo hace en cuestión de milisegundos. Asimismo, desconecta el eje trasero cuando no es necesaria la tracción integral, volviendo a conectarlo cuando se necesita. ¡Me ha dejado alucinado!

foto lateral durante la prueba Audi Q5 2017 2.0 TFSI de 252 CV

He probado el Audi Q5 2017 en diferentes superficies, y es ahí cuando se agradece el sistema Audi drive select, que es de serie, y con el que puedo seleccionar hasta siete modos diferentes de conducción. Esta segunda generación incluye dos nuevos: ‘lift/offroad’ y ‘allroad’, que como he constatado, son perfectos para circular por caminos fuera del asfalto.

Prueba: Volkswagen Tiguan 2016 2.0 TDI 150 CV 4Motion DSG

El Audi Q5 2017 con motor 2.0 TFSI tiene un consumo medio de 6,8 l/100 km y emite 154 g/km de CO2. Llegará a España a principios de año con un precio base de 46.800 euros, eso la versión de acceso, el Audi Q5 2.0 TDI 163 CV 2017 quattro S tronic, porque la que hemos probado parte de 55.850 euros.

Cabo San Lucas, México, durante la prueba del Audi Q5 2017

Ficha técnica Audi Q5 2017 2.0 TFSI de 252 CV quattro-ultra S tronic
Motor Cilindrada 1.984 cc
Cilindros 4 en línea
Potencia Máxima 252 CV /5.000-6.000 rpm
Par Máximo 370 Nm /1.600-4.500 rpm
Transmisión Caja de Cambios Automático, 7 velocidades
Tracción Total
Suspensión Delantera Paralelogramo deformable / Resorte helicoidal / Barra estabilizadora
Trasera Paralelogramo deformable / Resorte helicoidal / Barra estabilizadora
Dimensiones Longitud 4.663  mm
Anchura 1.893 mm
Altura 1.659 mm
Distancia entre Ejes 2.819 mm
Alimentación Tipo de Alimentación Inyección directa. Turbo. Intercooler
Peso Peso 1.795 kg
Prestaciones Velocidad Máxima 237 km/h
Aceleración 0-100 km/h 6,3 seg
Consumos Urbano 8,3 l/100 km
Extraurbano 5,9 l/100 km
Combinado 6,8 l/100 km
Emisiones Emisión CO2 154 g/km (Euro 6)
Precio Precio final 55.850 euros

Fuente: Univisión Autos

Tags

Noticias relacionadas

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.

Si desea obtener información sobre definición de cookies en internet pinche aquí.

CERRAR