Mercedes SLS AMG

Mercedes-Benz SLS AMG

La imagen del SLS emula la del Mercedes 300 SL. Sus puertas tienen el sistema de apertura “alas de gaviota”. Monta un potente propulsor de 6.3 litros y 571 CV. Estará a la venta en la primavera de 2010.

Después de más de cinco décadas, uno de los automóviles más bellos y famosos del mundo, el Mercedes-Benz 300 SL, tiene sucesor. Denominado SLS, el nuevo deportivo ha sido concebido por AMG, creador de las versiones deportivas del constructor alemán.

A pesar del tiempo transcurrido entre un vehículo y otro, el parecido es razonable gracias al sistema de apertura de las puertas denominado “alas de gaviota” (de abajo hacia arriba), el prolongado capó con branquias, la posición tan atrasada del habitáculo, la corta zaga, la ancha parrilla con la estrella de Mercedes de gran tamaño, el listón transversal y las salidas de aire de los laterales.

Según la marca, el interior está inspirado en la ingeniería aeronáutica, aunque encontramos pequeños guiños a los coches antiguos. Es el caso de las salidas del sistema de ventilación, que tienen forma circular con una cruz en el centro. Los asientos son deportivos y albergan el cuerpo del conductor a la perfección. Pueden ir tapizados en cuero de color rojo, negro, porcelana o arena. El volante es de pequeñas dimensiones y está achatado por la parte inferior. Además integra levas para subir o reducir marchas. El cuadro de instrumentos está formado por dos esferas plateadas, la pantalla del ordenador de viaje y un indicador para el cambio óptimo de relaciones.

El Mercedes SLS monta un propulsor V8 de alta cilindrada, de 6.3 litros. Los otros dos deportivos de altas prestaciones de la marca germana, el SLR McLaren y el SLR Stirling Moss, equipan un V8 de 5.4 litros. A pesar de su mayor cubicaje, la potencia y la velocidad máxima son inferiores. El SLS desarrolla 571 CV y alcanza los 317 km/h mientras que el SLR entrega 626 CV y llega los 334 km/h y el Stirling Moss genera 650 CV y su velocidad punta es de 350 km/h. El SLS utiliza el mismo tiempo que el SLR para pasar de 0 a 100 km/h, 3,8 segundos; tres décimas más lento que Stirling Moss. Su par motor asciende hasta los 650 Nm a partir de las 4.750 rpm. El consumo medio de carburante es de 13,2 l/100 km, bajo para las prestaciones que ofrece.

La fuerza del propulsor la trasmite a las ruedas traseras el cambio automático de siete velocidades y doble embrague AMG SPEEDSHIFT DCT. Éste va unido al bloque motor a través de un túnel de transmisión.

El chasis y la carrocería están realizados en aluminio, con lo que el peso del SLS se sitúa en 1.620 kg, 148 kg menos que el SLR McLaren. Los brazos transversales triangulares que unen las ruedas al chasis, los soportes de los dos ejes y las manguetas están fabricados en el mismo material.

El Mercedes SLS AMG trae de serie ocho airbags, ESP con tres modos de funcionamiento, sistema de frenos de alto rendimiento, opcionales son los discos delanteros cerámicos, y llantas de aleación de 9,5 x 19 pulgadas delante y 11,0 x 20 pulgadas detrás, con neumáticos 265/35 R 19 (delante) y 295/30 R 20 (detrás).

Las primeras unidades se pondrán a la venta en la primavera de 2010.

Precio:
Mercedes-Benz SLS AMG: 196.000 €

Tags

Noticias relacionadas

2 comentarios

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.

Si desea obtener información sobre definición de cookies en internet pinche aquí.

CERRAR