La Guardia Civil estrena controles ‘dinámicos’ para luchar contra los avisos

La Dirección General de Tráfico y la Guardia Civil estrenan controles ‘dinámicos’ para luchar contra los avisos entre conductores mediante aplicaciones móviles, cada vez más extendidos y eficaces. Las patrullas en movimiento darán el alto a los vehículos de manera aleatoria para realizar controles de alcoholemia o drogas.

Las nuevas tecnologías resultan muy útiles cuando se utilizan adecuadamente, pero esos mismos avances también pueden servir para otros fines menos éticos e incluso, ilegales, como el avisar de la ubicación de radares o controles a otros conductores. Para frenar este creciente problema, la Dirección General de Tráfico y la Guardia Civil estrenan controles ‘dinámicos’ para luchar contra los avisos entre conductores mediante aplicaciones móviles. En junio de 2014 se produjo la primera detención en España por enviar avisos de controles por WhatsApp.

El teniente coronel Francisco Javier Molano explica el funcionamiento del sistema que ha adoptado la Guardia Civil para contrarrestar la efectividad de los avisos por redes sociales y por WhatsApp de la ubicación de los controles policiales de la siguiente manera: “No van a tener información eficaz porque los controles irán más rápido que lo que ellos puedan contar sobre la ubicación de nuestras patrullas”. En lugar de realizar controles fijos, las patrullas estarán en movimiento y podrán dar el alto a conductores de manera aleatoria para realizar controles.

Con este sistema, DGT y Guardia Civil quieren limitar los efectos de los avisos de controles de alcoholemia y drogas, de forma que cuando algún conductor advierta a otros automovilistas sobre la presencia de un control, su información sea inútil porque para entonces ya se habrá trasladado a otro sitio. Este nuevo sistema de vigilancia implica que cualquier conductor es susceptible de ser parado, sin necesidad de que haya indicios, para realizar una prueba de alcoholemia o de drogas, o ambas.

“Con los avisos en las redes sociales el único que se beneficia es quien gana dinero con ellos. Solo se beneficia el que hace negocio creando la falsa sensación de que no puede ser interceptado”, advierte el teniente coronel Molano, que además cree que estas advertencias ponen en riesgo las seguridad del que informa, del que cree que puede conducir bajo los efectos del alcohol o las drogas y del que circula con normalidad.

Fuente: LaVozdeGalicia, ABC.

Tags

Noticias relacionadas

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.

Si desea obtener información sobre definición de cookies en internet pinche aquí.

ACEPTAR
Aviso de cookies